Latinoamérica

Cuba. Vicepresidente de la comunidad judía: “Somos el único país con una sinagoga que siempre tiene las puertas abiertas, sin ningún tipo de seguridad”

AJN.- “La relación del Gobierno con la comunidad judía es excelente. La vida se vive a plenitud en el desarrollo judío, mostrándolo en cualquiera de los momentos sociales”, expresó David Prinstein a la Agencia Judía de Noticias (AJN).

Cuba. Vicepresidente de la comunidad judía: “Somos el único país con una sinagoga que siempre tiene las puertas abiertas, sin ningún tipo de seguridad”

El vicepresidente de la comunidad judía de Cuba, David Prinstein, dialogó con la Agencia Judía de Noticias (AJN) sobre cómo transcurre la vida comunitaria en la isla: “Somos el único país con una sinagoga que está constantemente con las puertas abiertas, donde no tiene ningún tipo de seguridad, ningún tipo de custodio. No hay ningún tipo de manifestación antisemita, contra ningún judío y mucho menos contra ninguna sinagoga”.

Además, Prinstein destacó el diálogo interreligioso, que es prioridad para los líderes de la comunidad.

“Tomamos parte de una plataforma interreligiosa cubana, donde cada determinado tiempo hacemos encuentros y diálogos interreligiosos, sobre todo comenzando por los temas comunes y positivos para ambos. Eso ha posibilitado una relación excelente con el resto de las denominaciones religiosas”, sostuvo.

¿Cómo son las tres sinagogas de la isla? ¿Qué diferencias hay entre ellas?

Diferencias no existen. Tenemos una sinagoga que aquí es de corriente ortodoxa y hace un trabajo con adultos mayores, que los recogen en la mañana temprano, les ofrecen un desayuno, hacen minian, ofrecen talleres, almuerzan, hacen manualidades y luego las venden a los turistas que van a visitar la sinagoga y con eso ayudan a hacer un fondo para sustentar el templo.

¿Y las otras dos sinagogas?

Las otras dos son el Centro Hebreo Sefardí, que también tiene un proyecto para adultos mayores, donde tres veces por semana recogen a aproximadamente 30 personas y durante todo el día tienen programas de ayuda a movimientos físico-motor, entretenidos desde el punto de vista didáctico y recreativo. Y la tercera es el patronato, que es la sede comunitaria, la Casa de la Comunidad Hebrea de Cuba, que acoge el 95 por ciento de los programas comunitarios, como de atención social, médico-farmacéutico, la organización juvenil, rikudim, la escuela dominical, las organizaciones femeninas y diferentes grupos etarios que participan en el desarrollo de cada uno de los programas.

¿Cuántas familias judías hay en Cuba?

Debe haber aproximadamente 350 o 370 familias, con un total de 1300 judíos en toda la isla.

¿Son muchos los muertos? Porque hay dos cementerios…

No, lo que pasa es que son cementerios que hicieron nuestros antepasados, cuando llegaron. Es como dice el dicho: un judío, dos sinagogas. O dos judíos, tres sinagogas. Bueno, así pasó acá en Cuba con los cementerios. Había un cementerio ashkenazí y los sefaradí también quisieron hacer un cementerio. No hay diferencia en Cuba entre los ashkenazí y los sefaradí. En Cuba la gente vive sin ningún tipo de diferencias de ninguna clase. La sinagoga del patronato es la que más convoca semanalmente, con un mínimo de 90 personas de la comunidad. Las demás tienen entre 30 o 40 personas. La juventud además tiene un valor muy identificado y tiene un rol de liderazgo en cada uno de los programas comunitarios.

¿Cuál es la relación de la comunidad judía con el Gobierno?

La relación del Gobierno con la comunidad judía es excelente. Es una relación muy abierta, muy sincera y sobre todo de mucho respeto. Nosotros somos el único país con una sinagoga que está constantemente con las puertas abiertas, donde no tiene ningún tipo de seguridad, ningún tipo de custodio, la vida se vive a plenitud en el desarrollo judío, mostrándolo en cualquiera de los momentos sociales. No hay ningún tipo de manifestación, si quiera, antisemita, contra ningún judío y mucho menos contra ninguna sinagoga.

¿En dónde existe la relación con el Gobierno? ¿Hay encuentros?

Sí, hay una oficina que atiende los asuntos religiosos, es como un Ministerio de Culto, que se ha encargado de mantener una relación directa, tanto con la comunidad judía cubana, como con el resto de las religiones existentes en Cuba. De hecho, pudimos participar hace unos días en el Congreso Judío Mundial latinoamericano. Creo que en este Congreso una de las cosas que más se vio, en todas sus temáticas importantes, es el diálogo interreligioso. Tener un diálogo ayudaría mucho al futuro de paz en Medio Oriente. Nosotros, desde Cuba, un país tercermundista de Latinoamérica, creo que no está lejos para nada del trabajo que está enfocado en el Congreso en este momento, para que cada una de las denominaciones pueda tener intercambios con los judíos. Nosotros lo estamos haciendo hace mucho tiempo. Tomamos parte de una plataforma interreligiosa cubana, donde cada determinado tiempo hacemos encuentros y diálogos interreligiosos, sobre todo comenzando por los temas comunes y positivos para ambos. Eso ha posibilitado una relación excelente con el resto de las denominaciones religiosas.

¿Hay población islámica en Cuba?

Hay una grey islámica en Cuba que realmente mantiene una relación buena con la comunidad judía. Hemos participado en varios eventos de diálogo interreligioso. Casi siempre estamos sentados juntos. La comunidad hebrea cubana hace dos años convocó a una gala por la paz a nivel mundial, donde las diferentes denominaciones religiosas expresaron a través del acto la necesidad de paz en el mundo. Una de las instituciones que presentó también fue la grey islámica. El evento, casualmente, termina con el toque del shofar. Al final de ese toque, cada líder religioso soltaba una paloma blanca. Las palomas estaban volando dentro del escenario y muchas se posaron entre las manos de nuestros correligionarios y de las de nuestros feligreses. Casualmente había gente de la grey islámica al lado de nosotros, en el momento que las palomas se posaron en las manos de las personas. Creo que fue un lindo mensaje de paz que se envió tanto desde el punto de vista nacional como internacional.

Te puede interesar

Deja un comentario