July 27, 2017

Dos integrantes de la comunidad judía están desaparecidas y una herida en Niza

AJN.- El rabino Yossef Pinson es el enviado de Jabad Lubavitch a la ciudad de Niza. En el momento del atentado se encontraba dentro de su oficina, a pocos minutos del lugar. Algunos participantes de la colonia de vacaciones de Jabad fueron a ver los fuegos artificiales, y lograron escapar ilesos del ataque. Dos mujeres son buscadas y por ahora no hay información.   El rabino Yossef Pinson, enviado de Jabad Lubavitch a la ciudad francesa de Niza, dialogó con Radio Kol Israel, acerca del momento en que se produjo el atentado terrorista, mientras cientos de familias festejaban el Día de la Bastilla. “Estuve hasta tarde en la oficina, trabajé hasta las diez y media de la noche, incluso once menos cuarto diría. Nuestra casa, Beit Jabad, está a cinco minutos a pie del lugar donde se produjo el atentado. De pronto la gente empezó a correr. Me dijeron que cierre la puerta porque había un camión atropellando gente. Al principio no entendí qué pasaba, no tomé conciencia. Pero, comenzamos a ver más gente corriendo desesperada, ambulancias por todas partes, y finalmente cuando vimos en Internet comprendimos qué estaba pasando”, relató Pinson. “Tenemos ahora una colonia de vacaciones muy grande de Jabad de toda la ciudad de Niza y justamente los instructores con algunos niños fueron a ver los fuegos artificiales. Algunos de ellos vieron el camión y lograron escapar sin que les pasara nada, gracias a Dios”, agregó. De acuerdo con el testimonio del rabino Pinson, la gente de Jabad estuvo encerrada en un restaurante, esperando a que la policía les permitiera salir e ir a sus casas. “Estamos en contacto con ellos y están todos bien. La Prefectura pidió a toda la gente que no salga de sus casas”, explicó el rabino. El enviado de Jabad Niza dijo también que “uno de los niños de la colonia de vacaciones, que fue con sus padres a ver los fuegos artificiales, estaba justamente en el lugar donde se produjo el ataque. Acaba de avisarnos que ya regresaron a casa, y que todos están bien”. Por el momento se desconoce el paradero de dos mujeres mayores, al parecer hermanas, también integrantes de la comunidad judía de Niza, que se encontraban observando los fuegos artificiales. Otra mujer de la comunidad resultó herida y es sometida a una intervención quirúrgica en un hospital local. RL

  • por R.L.
  • 15 Julio, 2016
  • Cultura
  • 32 Vistas
  • 0

AJN.- El rabino Yossef Pinson es el enviado de Jabad Lubavitch a la ciudad de Niza. En el momento del atentado se encontraba dentro de su oficina, a pocos minutos del lugar. Algunos participantes de la colonia de vacaciones de Jabad fueron a ver los fuegos artificiales, y lograron escapar ilesos del ataque. Dos mujeres son buscadas y por ahora no hay información.

 

El rabino Yossef Pinson, enviado de Jabad Lubavitch a la ciudad francesa de Niza, dialogó con Radio Kol Israel, acerca del momento en que se produjo el atentado terrorista, mientras cientos de familias festejaban el Día de la Bastilla.

“Estuve hasta tarde en la oficina, trabajé hasta las diez y media de la noche, incluso once menos cuarto diría. Nuestra casa, Beit Jabad, está a cinco minutos a pie del lugar donde se produjo el atentado. De pronto la gente empezó a correr. Me dijeron que cierre la puerta porque había un camión atropellando gente. Al principio no entendí qué pasaba, no tomé conciencia. Pero, comenzamos a ver más gente corriendo desesperada, ambulancias por todas partes, y finalmente cuando vimos en Internet comprendimos qué estaba pasando”, relató Pinson.

“Tenemos ahora una colonia de vacaciones muy grande de Jabad de toda la ciudad de Niza y justamente los instructores con algunos niños fueron a ver los fuegos artificiales. Algunos de ellos vieron el camión y lograron escapar sin que les pasara nada, gracias a Dios”, agregó.

De acuerdo con el testimonio del rabino Pinson, la gente de Jabad estuvo encerrada en un restaurante, esperando a que la policía les permitiera salir e ir a sus casas. “Estamos en contacto con ellos y están todos bien. La Prefectura pidió a toda la gente que no salga de sus casas”, explicó el rabino.

El enviado de Jabad Niza dijo también que “uno de los niños de la colonia de vacaciones, que fue con sus padres a ver los fuegos artificiales, estaba justamente en el lugar donde se produjo el ataque. Acaba de avisarnos que ya regresaron a casa, y que todos están bien”.

Por el momento se desconoce el paradero de dos mujeres mayores, al parecer hermanas, también integrantes de la comunidad judía de Niza, que se encontraban observando los fuegos artificiales. Otra mujer de la comunidad resultó herida y es sometida a una intervención quirúrgica en un hospital local.

RL

  • facebook
  • googleplus
  • twitter
  • linkedin
  • linkedin

Deja un comentario