Cultura

Hoy en la historia judía/ El asesino de las 7 niñas israelíes en Naharayim es condenado a cadena perpetua

AJN.- El 19 de julio de 1997 fue condenado a cadena perpetua el soldado jordano Ahmed Daqamseh, que disparó hacia un grupo de niñas israelíes que visitaban Naharayim, en el norte del país. El Rey Hussein de Jordania visitó Israel para presentar disculpas por el incidente en forma personal ante las siete familias. En marzo […]

AJN.- El 19 de julio de 1997 fue condenado a cadena perpetua el soldado jordano Ahmed Daqamseh, que disparó hacia un grupo de niñas israelíes que visitaban Naharayim, en el norte del país. El Rey Hussein de Jordania visitó Israel para presentar disculpas por el incidente en forma personal ante las siete familias.

En marzo de 1997, un grupo de niñas de séptimo curso de un colegio judío religioso de la ciudad de Beit Shemesh, que se encontraba en una excursión en la “Isla de la Paz”, en Naharayim, cerca de la frontera con Jordania. El soldado jordano Ahmed Musa Daqamseh abrió fuego con un rifle M-16 contra ellas y asesinó a siete. Seis niñas más resultaron heridas, dos de ellas de gravedad. El hombre explicó posteriormente que las niñas estaban silbando y aplaudiendo, mientras él oraba y, por tanto, lo habían ofendido.

Daqamesh declaró posteriormente que estaba orgulloso por lo que había hecho y no sentía ningún arrepentimiento. También dijo que sólo sentía “enojo porque el arma no funcionó correctamente”. “De lo contrario, podría haber matado a todos”, explicó.

Después de que el soldado fuera capturado, el ejército jordano anunció oficialmente que Daqamseh padecía una enfermedad mental. El 16 de marzo de 1997, pocos días después del ataque, el rey Hussein de Jordania se disculpó personalmente por el incidente, interrumpió un viaje a España y llegó a Israel para visitar a las familias de las siete niñas asesinadas durante la semana de duelo judío tradicional conocido como Shiva.

El rey también visitó a las niñas heridas y expresó públicamente una disculpa en nombre de su país.

La mayoría de los jordanos reprobó los ataques y expresó su solidaridad con las víctimas, pero Daqamseh se convirtió en un héroe para algunos, que se oponían a la normalización de relaciones con Israel. La policía impidió una peregrinación a su casa, y 200 abogados jordanos compitieron para representarlo.

El 19 de julio de 1997, un tribunal militar jordano declaró a Daqamseh culpable de matar a las escolares israelíes y lo condenó a cadena perpetua con trabajos forzados. Bajo la ley jordana, la cadena perpetua es equivalente a 25 años de prisión. El acusado pudo haber sido condenado a pena de muerte, pero el tribunal determinó que era mentalmente inestable.

Si bien desde 1997 hubo reiterados pedidos de liberación anticipada de diferentes factores en Jordania, en el año 2011 el Ministerio de Relaciones Exteriores jordano emitió un comunicado asegurando que Daqamseh cumplirá su pena.

Estos son los nombres de las niñas asesinadas por Ahmed Musa Daqamseh:

Sivan Fathi (13)

Karen Cohen (14)

Ya’ala Me’iri (13)

Shiri Badayev (14)

Natali Alkalai (13)

Adi Malka (13)

Nirit Cohen (13)

RL

Deja un comentario