noviembre 19, 2017

Ejército de Uruguay capacita personal que desplegará en península del Sinaí

Agencia AJN.- El Ejército de Uruguay mantiene desplegado desde el año 1981 a un contingente en la península del Sinaí, que forma parte de la fuerza multinacional responsable de garantizar que se respeten los acuerdos de paz alcanzados en Camp David en 1978.

Agencia AJN.- Un curso pre despliegue para el agrupamiento especial de ingenieros del Ejército Nacional, que viajará a la península del Sinaí, finalizó el pasado 20 de julio en las instalaciones de la Escuela Nacional de Operaciones de Paz del Uruguay (ENOPU).

En total 33 militares recibieron la capacitación correspondiente, donde se abordaron diferentes temas sobre las funciones que realizan los integrantes de la Fuerza Multinacional de Paz y Observadores (MFO, por sus siglas en inglés) una vez desplegados: adiestramiento técnico, aspectos legales, transporte, conducción de vehículos, finanzas, reglas de enfrentamiento, seguridad del personal, detección de amenazas, conducta en los convoyes, así como clases de inglés, instrucción de orden cerrado y educación física.

Antecedentes
Luego de un extenso conflicto territorial, el tratado de paz entre los gobiernos de Egipto e Israel fue firmado por el presidente Anwar el-Sadat y el primer ministro Menachem Begin el 17 de septiembre de 1978, a instancias de la mediación del presidente norteamericano Jimmy Carter, quien se comprometió a que Estados Unidos tomaría las medidas necesarias para asegurar el establecimiento y mantenimiento de una fuerza multinacional alternativa si las Naciones Unidas no asumían este rol, situación que se mantiene en el presente. Uruguay se sumó a la fuerza multinacional desde el año 1981, y como resultado, es la misión más antigua para el Ejército del país sudamericano que a lo largo de los 36 años transcurridos ha desarrollado una importante experiencia en la tarea de contribuir a la paz.

Cada año la ENOPU lleva a cabo una instancia de capacitación al personal que se desplegará a esa zona del mundo, de la que participan diferentes conferencistas del cuerpo diplomático del Estado de Israel y de la Embajada de la República Árabe de Egipto en Uruguay, instructores del Ejército Nacional y hospital central de las Fuerzas Armadas. “En la escuela nacional de operaciones de paz es donde preparamos a nuestros contingentes para diferentes misiones de Naciones Unidas y a quienes van a relevar al personal militar en la península del Sinaí bajo el mandato de la MFO el próximo 22 de agosto”, contó el Coronel del Ejército de Uruguay Niver Pereira, director de la ENOPU.

En el área de misión se encuentran contingentes de varios países que trabajan con extremo respeto y confraternidad mutua, incluidos Australia, Canadá, Colombia, la República Checa, Fiji, Francia, Italia, Nueva Zelanda, Noruega, Reino Unido, Estados Unidos y Uruguay. Estos últimos cumplen tareas de transporte de personal, abastecimiento, combustible, agua y alimentos entre las diferentes bases, algunas de ellas en sitios alejados; mientras los ingenieros se dedican al mantenimiento de caminos.

“Teniendo en cuenta cuál es la tarea a realizar como observar, reportar y verificar que se cumpla el tratado de paz, es que se los prepara durante tres semanas en diferentes áreas en un entrenamiento completo”, aseguró el Cnel. Pereira. “Nuestro contingente cuenta con una importante experiencia a pesar de que las misiones van evolucionando y las diferentes amenazas cambian”, agregó.

Situación actual: inestable e impredecible

El área de acción de la fuerza multinacional que integran los militares de Uruguay puede considerarse inestable por lo que se extremaron las medidas de seguridad. “En los últimos años la situación regional ha evolucionado desfavorablemente, volviéndose un área muy inestable e impredecible en la evolución de los futuros acontecimientos. La MFO se ha tomado muy en serio la protección de su personal y ha invertido mucho en ello, incrementando las medidas de protección y de respuesta ante una situación de peligro, intentando minimizar cualquier daño directo o colateral hacia la misma”, precisó el Teniente Coronel del Ejército de Uruguay Guillermo Rodríguez, comandante del contingente Unidad de Transporte e Ingenieros en ese país.

El Tte. Cnel. Rodríguez destacó que las funciones específicas de los soldados a su cargo son fundamentales para la misión. La primera es el transporte terrestre y la segunda es el apoyo con personal especializado de ingenieros, que según lo establecido en el tratado de paz, incluye el monitoreo de unos 60.000 kilómetros cuadrados por vía aérea, terrestre y marítima a lo largo de las inmediaciones de la frontera con Israel en la denominada Zona C.

“La tarea de la unidad de transporte es básicamente el movimiento de suministros y personal a los diferentes sitios de la MFO ubicados a lo largo de la península del Sinaí. En cambio, la unidad de ingenieros es la encargada del mantenimiento y mejora de rutas, ya que las mismas son constantemente obstruidas por el movimiento de las dunas de arena en el desierto, y a su vez se encarga también de la construcción de fortificaciones que la fuerza requiera”, explicó el Tte. Cnel. Rodríguez.

El Tte. Cnel. Rodríguez expresó el honor que representa para él comandar al contingente del ejército de un país con dilatada trayectoria contribuyendo a la paz en el mundo. “Sin lugar a duda, es un orgullo representar a mi país en esta fuerza multinacional y a su vez un reto constante por mantener la eficiencia de mi personal, ya que la situación aquí es muy dinámica y cada día es diferente. Sin lugar a duda confío en que el contingente nacional seguirá apuntando a mantener el más alto profesionalismo por parte de cada uno de sus integrantes y enalteciendo el prestigio de nuestro país, el cual lo ha caracterizado en estos 36 años de permanencia en estas áridas tierras”, expresó.

El período de permanencia en el área de misión se extiende por el lapso de un año; transcurrido el mismo se efectúa el denominado vuelo de rotación donde llegan militares con una preparación similar para dar relevo en la tarea a quienes completaron el año. Algunos de ellos ya cuentan con varias misiones en la península del Sinaí.

FUENTE: Diálogo

  • facebook
  • googleplus
  • twitter
  • linkedin
  • linkedin

Dejá tu comentario