noviembre 20, 2017

Secretaria de Desarrollo Internacional británica dimitió a su puesto por reuniones no reveladas con funcionarios israelíes

Agencia AJN.- Luego de varias presiones a la primera ministra británica para que despidiera a su secretario de desarrollo internacional, Priti Patel, después de celebrar reuniones no autorizadas con funcionarios israelíes durante unas vacaciones, Patel anunció su dimisión.

Agencia AJN.- En un nuevo golpe al gobierno asediado de Gran Bretaña, la secretaria de desarrollo internacional del Reino Unido, Priti Patel, renunció ayer por ocultar reuniones con altos cargos del Gobierno israelí.

La primera ministra británica, Thresa May, obligó a Patel, que se encontraba en un viaje de trabajo en Kenia y Uganda, a regresar anticipadamente a Londres después de la fuerte controversia suscitada por una serie de reuniones secretas que la ministra mantuvo con oficiales israelíes. La partida de Patel es la segunda del gabinete en una semana en el marco de una crisis del gobierno en varios frentes, incluidas las divisiones sobre Brexit y las crecientes acusaciones de mala conducta sexual en la política.

Patel estaba bajo presión desde que la semana pasada se reveló que había celebrado 12 reuniones con grupos y funcionarios israelíes, incluido Netanyahu, durante unas vacaciones en Israel en agosto, y que no avisó a May ni a sus colegas al respecto. La ahora ex secretaria se disculpó, pero cuando surgieron detalles de otras dos reuniones, May le pidió la dimisión.

En su carta de renuncia, Patel expresó que su conducta “cayó por debajo de los altos estándares que se esperan de un secretario de Estado”. May respondió que era correcto que Patel decida renunciar “y adherirse a los altos estándares de transparencia y apertura que usted ha abogado”.

Patel sostuvo anteriormente que sus reuniones en Israel, organizadas por Stuart Polak, presidente honorario del grupo Conservative Friends of Israel, se debieron a su “entusiasmo para comprometerse”. Sin embargo, la acusaron de incumplir el código de conducta de los ministros y hacer una importante laguna diplomática en una región de alta sensibilidad política.

La prensa israelí informó ayer que Patel visitó un hospital de campaña militar israelí en los Altos del Golán durante su viaje de agosto. Después de la visita, Patel comentó con su departamento la posibilidad de que se brinde ayuda británica al ejército israelí para apoyar la asistencia médica a los refugiados de la guerra civil siria que llega a los Altos del Golán.

Sin embargo, el problema creció por las declaraciones contradictorias de la ministra sobre las reuniones. Cuando surgieron las noticias del viaje de agosto, Patel insistió en que el secretario de Relaciones Exteriores Boris Johnson “sabía de la visita”. Posteriormente, su departamento se vio obligado a aclarar la declaración, diciendo que “el secretario de Asuntos Exteriores se dio cuenta de la visita, pero no antes de ella”.

Por último, la ministra se disculpó y admitió que las reuniones “no estaban de acuerdo con los procedimientos habituales”.

Patel, de 45 años, quien fue elegida por primera vez para el Parlamento en 2010, se convirtió en secretaria de Desarrollo Internacional en 2016 y fue mencionada a menudo como una futura contendiente de liderazgo.

Las divisiones dentro del gobierno británico sobre qué tipo de relación post-Brexit quiere el Reino Unido con el bloque están complicando las negociaciones de divorcio, y el tiempo se acerca a la partida de Gran Bretaña en marzo de 2019.

  • facebook
  • googleplus
  • twitter
  • linkedin
  • linkedin

Dejá tu comentario