Israel, Latinoamérica

Parlamentarios latinoamericanos firmaron una resolución en apoyo a Israel y en contra del boicot

AJN.- Miembros de la oposición venezolana llaman a fortalecer los lazos con Israel; miembros del Congreso Argentino señalaron que la confirmación del asesinato del fiscal Alberto Nisman podría liberar al país de la influencia iraní. “Sudamérica es un continente enorme con influencia económica y diplomática”, afirmó el orador principal del evento que reunió a los aliados latinoamericanos del Estados de Israel, el diputado israelí Michael Oren.

Legisladores de 13 países de América Latina y el Caribe firmaron una resolución afirmando su apoyo a Israel y llamando a luchar contra los boicots que sufre este país, según se difundió en un documento obtenido por The Jerusalem Post el jueves.

Los parlamentarios se reunieron en la Segunda Cumbre Anual de América Latina de la Fundación Aliados de Israel, que tuvo lugar en Miami la semana pasada.

La Fundación Aliados de Israel, fundado por el rabino Binyamin Elon, trabaja con parlamentos de todo el mundo para movilizar el apoyo político a Israel sobre la base de los valores judeocristianos.

A través de la resolución los legisladores latinoamericanos “inequívocamente declaran, en lo personal, nuestro apoyo para el pueblo judío a vivir en paz y la seguridad en la Tierra de Israel”. Los legisladores alentaron a sus gobiernos a incrementar los esfuerzos para fortalecer los lazos con Israel.

“Los boicots y sanciones contra el Estado de Israel y sus productos contribuyen a una actitud antisemita inspirada por el antisemitismo y la oposición al Estado judío y son ​​perjudiciales para una solución pacífica del conflicto árabe-israelí, y debe ser rechazada por todos los actores que buscan la paz”, señala la resolución.

El diputado de la Knesset, Michael Oren,orador principal del evento, dijo que Israel debía relacionarse con los países de Sudamérica como lo hace con las superpotencias a fin de aprovechar las “oportunidades potenciales diplomáticas y económicos que estos países ofrecen”.

“Sudamérica es un continente enorme con influencia económica y diplomática”, afirmó.

El congresista Julio Borges, jefe de la oposición política en la Asamblea Nacional de Venezuela, dijo que resultaba lamentable que en la última década el apoyo de su país a Israel haya disminuido.

Por su parte, el ministro Ruperto Long, de Uruguay, defensor de las fuertes relaciones de América Latina e Israel, señaló que su país fue el primero en América Latina en tener una embajada israelí.

“Los judíos tienen un papel muy importante en Uruguay desde hace más de un siglo, y tenemos que cumplir con esa tradición. Es increíble que después de más de tres mil años el pueblo judío no esté autorizado a tener su propio país en el que pueda vivir en paz”, indicó.

El grupo también discutió el asesinato del Fiscal General argentino Alberto Nisman en enero del año pasado, por tal motivo, el congresista judeo argentino, Waldo Wolff, ex vicepresidente de la DAIA, se dirigió a los legisladores sobre el tema y el estado de ánimo en la Argentina.

Varios días antes de la cumbre, el gobierno argentino confirmó que la muerte de Nisman fue un asesinato, en contra de la posición que había fijado el gobierno de que se había tratado de un suicidio, allanando el camino para una mirada más profunda en la conexión de Irán con el asesinato. Nisman iba a presentar una denuncia contra la entonces presidente de Argentina, Cristina Fernández de Kirchner, por encubrir el papel de Irán en el atentado contra la AMIA en 1994.

Wolff dijo que la revelación podría darle a la Argentina una mayor independencia de la influencia iraní.

NT

Deja un comentario