Cultura

Vicepresidente del Congreso Judío Mundial alertó sobre el crecimiento del antisemitismo y el antisionismo

Itongadol/AJN.- “Sabemos mejor que nadie lo que sintieron los argentinos porque nosotros también somos víctimas del terrorismo”, expresó Roger Cukierman, también presidente de la comunidad judía francesa, en diálogo con la Agencia Judía de Noticias, en el marco de la visita de la organización a Buenos Aires.

Itongadol/AJN.- El vicepresidente del Congreso Judío Mundial (CJM) y presidente de la comunidad judía francesa, Roger Cukierman, dialogó con la Agencia Judía de Noticias en el marco de la Asamblea Plenaria del CJM que se celebró por primera vez en Buenos Aires esta semana. Cukierman afirmó que (este encuentro) se trató de “una oportunidad real para intercambiar nuestras miradas y ver qué podemos mejorar en la lucha contra el antisemitismo y defender al Estado de Israel”.

“Todos los encuentros del CJM son interesantes porque son reuniones de los judíos del mundo en un momento en el que el antisemitismo está creciendo y el antisionismo es el nuevo disfraz del antisemitismo”, expresó Cukierman a AJN durante su visita a Buenos Aires para la reunión del Congreso Judío Mundial a la que asistieron unos 400 líderes de las comunidades judías del mundo.

Cukierman, como vicepresidente de la organización, señaló que resultaba importante que se hiciera (el Congreso) en Argentina, “donde ha habido dos ataques terroristas”.

“Recordamos lo que ocurrió en 1992 y 1994 con los atentados y sabemos mejor que nadie lo que sintieron los argentinos porque nosotros también somos víctimas del terrorismo. Otro factor en común es que Irán estuvo detrás de los ataques que sufrieron y sabemos que este país está apoyando al terrorismo del mundo. Entendemos perfectamente lo que pasó y cuáles son nuestros enemigos”, exclamó, quien también se desempeña como presidente del Consejo Representativo de las Instituciones Judías Francesas (CRIF), en relación al ataque terrorista en París que dejó 129 muertos y más de 350 heridos en noviembre de 2015, y el ataque a la revista satírica Charlie Hebdo y al supermercado Kosher en enero del mismo año.

“La comunidad judía ha sentido fuertemente lo que pasó. El gobierno francés es muy útil y comprensivo, pero no es suficiente. El hecho de que el 10-15% de la población francesa sea musulmana, que el prejuicio antisemita allí sea extremadamente alto y que el 50-60% de la población es antisemita está haciendo que sea difícil vivir en Francia, especialmente con la amenaza de ISIS, que ya atacó en Toulouse y el supermercado en París”, manifestó. “Ellos quieren matar judíos. Algunos judíos se están yendo del país”, agregó.

Por otro lado, y a pesar de que la cantidad de incidentes antisemitas aumentó en los últimos años, especialmente durante 2015, Cukierman aseguró que el gobierno francés protegía las instituciones, sinagogas y colegios judíos.

“Es muy difícil luchar contra el terrorismo y evitar que haya actos antisemitas porque es muy problemático. Hay áreas en Francia en las que es difícil expresar el judaísmo libremente. Caminar en el subte con una kipá puede ser peligroso porque hay quienes pueden insultarte o atacarte. En algunos lugares no es seguro”, lamentó.

Por último, el dirigente comunitario francés remarcó que ya “ningún lugar está a salvo” y que es momento de que toda la población se dé cuenta de esto”.

NT-JC

Deja un comentario