Seguinos en las redes

Israel

Cada vez son más los judíos que ganan Premios Nóbel

 AJN.- Aunque son solo el 0.2% de la población mundial tienen un 22% de galardonados. La ciencia ha mostrado que a pesar de sentirse identificados con ciertas mutaciones, los judíos no son considerados un grupo genético distintivo, no existen los "genes judíos". Entonces, ¿qué hace a los judíos tan inteligentes?

Publicada

el

arieh_warshel

 Los judíos tienen una gran reputación de ser inteligentes. El hecho de que las tres personas que recibieron el premio Nóbel de Química este año sean judíos no es otro ladrillo en la pared de esa larga percepción. Éstos se unen a muchos otros: de hecho parece que no menos de un 22% de galardonados han sido judíos a pesar de que éstos componen solo un 0.2% de la población mundial.

La ciencia ha mostrado que a pesar de sentirse identificados con ciertas mutaciones, los judíos no son considerados un grupo genético distintivo, no existen los "genes judíos". Entonces, ¿qué hace a los judíos tan inteligentes?

Aparentemente son los elementos culturales, a pesar de que el debate se centra en cuales, desde los "valores de la educación judía" hasta que "tuvieron que ser inteligentes para sobrevivir" en el exilio. Entonces, ¿son mas inteligentes? No se sabe. Pero lo que es seguro es que los galardonados judíos han hecho al mundo un lugar mejor y uno con más conocimiento.

Un número de estos judíos son israelíes, aunque otros ya no lo son, al menos en residencia. Uno de ellos es Arieh Warshel, quien ayer obtuvo el Premio Nóbel de Química junto con sus colegas judíos Michael Levitt y Martin Karplus. Warshel estudió en Technion pero ahora trabaja en la Universidad del Sudeste de California. Los tres ganaron el premio por crear modelos de computadores que pueden profundizarse en procesos químicos. Por ejemplo, su trabajo subyace a los modelos de computadoras de proteínas, los cuales son moléculas horriblemente complejas. También ayudaron a elucidar el camino de la fotosíntesis, sin el que la vida como la conocemos no habría podido existir.

Los ganadores del Nobel del martes incluyeron al científico belga Francois Englert, también judío, por su rol en conjunto con el renombrado investigador Peter Higgs por predecir la llamada "Partícula de Dios" – el último avance sobre cómo se creó el universo.

Israel puede enorgullecerse por tener 11 galardonados en sus 65 años de historia. Más recientemente, el científico israelí Daniel Shechtman ganó el Premio Nóbel en Química en el 2011, dos años después de que Ada Yonath ganara el mismo reconocimiento en el 2009. Otros israelíes que han ganado el prestigioso premio son Aaron Ciechanover y Avram Hershko en el 2004.

Tres políticos israelíes también han ganado el Premio Nóbel de la Paz: Menachen Begin en 1978 y Shimon Peres e Yitzhak Rabin en 1994.

Los otros galardonados israelíes son Robert Aumann y Daniel Kahenman, quienes ganaron el premio en ciencias económicas en el 2005 y el 2002 respectivamente, y Shmuel Yosef Agnon, quien lo obtuvo en literatura en 1966.

 

JC

 

www.agenciajudiadenoticias.com

Dejá tu comentario

Israel

Líderes de partidos de derecha: «Netanyahu quiere una nueva ronda de elecciones»

Agencia AJN.- Algunos líderes de algunos partidos de derecha declararon que Binyamin Netanyahu está convencido de que, si se convoca nuevamente a elecciones, el porcentaje de participación entre los votantes de derecha será más elevado. Netanyahu señaló que los niveles de votación en los bastiones del Likud y en Judea y Samaria fueron muy bajos.

Publicado

el

Por

Reunión del bloque de derecha

Agencia AJN.-  Algunos de los líderes de los partidos de derecha y los ultraortodoxos que estuvieron presentes en un encuentro con el primer ministro Binyamin Netanyahu, declararon que está interesado en volver a convocar a elecciones y no formar gobierno. En esta primera reunión después de las elecciones, Netanyahu manifestó que los niveles de participación en los bastiones del Likud y en los asentamientos de Judea y Samaria fueron muy bajos y que está seguro que, si se convoca nuevamente a elecciones, el porcentaje de votación aumentará.

En la tarde de ayer Netanyahu se reunió con los líderes de los partidos Yemina, Yahadut HaTorá y Shas, en momentos en que comenzaba a conocerse el panorama de escaños tras las elecciones. Si bien Azul y Blanco tiene una leve ventaja en dichos resultados, ninguno de los dos bloques – derecha ni centro-izquierda – llegan a los 61 mandatos requeridos para formar gobierno sin integrar al partido de Avigdor Liberman, Israel Beitenu.

Dado que Liberman anunció que sólo dará sus escaños al partido que quiera formar un gobierno de unidad nacional, en el bloque de centro-izquierda se baraja esa opción, incluso con posibilidad de rotación en el cargo de primer ministro.

Mientras tanto, en la reunión de ayer de los partidos de derecha los presentes acordaron que formarán una alianza de derecha liderada por Netanyahu destinada a bloquear la posibilidad de que el líder de Azul y Blanco, Benny Gantz, pueda formar gobierno. Dicho bloque ya decidió nombrar un equipo conjunto que los represente en las negociaciones para formar coalición.

Posteriormente, Netanyahu abordó el tema al comienzo de la reunión del Likud y dijo que junto con los líderes de los partidos de derecha habían decidido “por unanimidad que debemos unirnos para negociar un gobierno encabezado por mí».

“Una vez que establecimos el bloque de derecha, hay dos opciones. Un gobierno dirigido por mí o un gobierno peligroso que depende de los partidos árabes. En este momento, más que nunca, no debería haber un gobierno basado en los partidos árabes antisionistas. Haremos todo lo posible para evitar un gobierno tan peligroso», agregó el mandatario.

bibi

Seguir leyendo

Israel

Trump afirma que no habló con Netanyahu: «Nuestra relación es con Israel»

Agencia AJN.- El presidente de Estados Unidos parece distanciarse del primer ministro después de las elecciones del martes.

Publicado

el

Por

tump

Agencia AJN.- El presidente de Estados Unidos, Donald Trump, pareció hoy distanciarse del primer ministro Benjamín Netanyahu, luego de una elección apretada que lo dejó sin una mayoría de la Knesset (parlamento israelí).

En declaraciones a periodistas en Los Ángeles, Trump dijo que no había hablado con Netanyahu después las elecciones del martes e indicó que la relación de Estados Unidos con Israel iba más allá de cualquier líder individual.

«Los resultados estarán pronto y todos sabían que iban a ser muy cerrados, Veremos qué sucede. Nuestra relación es con Israel», expresó Trump.

Netanyahu hizo de su estrecha relación con Trump una pieza central de su campaña de reelección, erigiendo vallas publicitarias en todo el país que lo mostraban junto al presidente de EEUU, emitiendo críticas sobre la capacidad de sus rivales para igualar sus logros diplomáticos.

Por su parte, Trump twiteó el sábado que ambos líderes habían hablado sobre «la posibilidad de avanzar con un Tratado de Defensa Mutua» y que esperaba «continuar con esas discusiones después de las elecciones israelíes».

Durante el fin de semana, Netanyahu se jactó de haber recibido el «respaldo» de Trump y afirmó que «el Estado judío nunca ha tenido un mejor amigo en la Casa Blanca».

La oficina de Netanyahu dijo hoy, sin embargo, que no viajaría a Nueva York como estaba previsto para la Asamblea General de la ONU la próxima semana, después de no obtener suficiente apoyo en las elecciones para formar un nuevo gobierno. La oficina de Netanyahu dijo que renunciaría al viaje debido a las «circunstancias políticas» actuales, sin dar más detalles. Será la primera vez que Netanyahu se saltee la Asamblea General desde 2010, cuando el entonces ministro de Asuntos Exteriores y su actual enemigo político, Avigdor Liberman, se dirigió a los líderes mundiales en el foro.

Su ausencia de la ONU significa que no se reunirá con Trump, quien había anticipado discutir el pacto de Defensa con él al margen del evento de la ONU.

Con más del 95 por ciento de los votos escrutados, se pronostica que el partido Likud de Netanyahu ganará 32 escaños de la Knéset, uno menos que su rival Azul y Blanco. Junto con sus aliados ortodoxos y de derecha, el Likud estaba listo para ganar 56 escaños, menos de los 61 necesarios para una mayoría en el parlamento.

Seguir leyendo

Más leídas

WhatsApp Suscribite al Whatsapp!