Seguinos en las redes

Israel

El exilio judío de Venezuela. Testimonio II. Joven ortodoxa dijo que su madre la sacó de Venezuela porque pensaba que “Chávez era un loco”

AJN.- Débora tiene 22 años, está casada, vive en Miami y desde hace tres años se convirtió en una religiosa ortodoxa. Hace más de una década que esta joven mujer dejó Caracas junto a sus hermanas y su madre sin mirar atrás. Hoy a la distancia, ella cree que su madre dejó el país caribeño porque “se dio cuenta que Chávez era un loco”. En esta segunda entrega de este informe especial de la Agencia Judía de Noticias sobre los jóvenes venezolanos que viven en esta suerte de exilio es el turno de Débora, quien relata cómo llegó a Miami, su vida actual y la imagen que tiene de la Venezuela actual.

Publicada

el

venezuela

Normal
0
21

false
false
false

MicrosoftInternetExplorer4

st1:*{behavior:url(#ieooui) }

/* Style Definitions */
table.MsoNormalTable
{mso-style-name:”Tabla normal”;
mso-tstyle-rowband-size:0;
mso-tstyle-colband-size:0;
mso-style-noshow:yes;
mso-style-parent:””;
mso-padding-alt:0cm 5.4pt 0cm 5.4pt;
mso-para-margin:0cm;
mso-para-margin-bottom:.0001pt;
mso-pagination:widow-orphan;
font-size:10.0pt;
font-family:”Times New Roman”;
mso-ansi-language:#0400;
mso-fareast-language:#0400;
mso-bidi-language:#0400;}


Débora tiene 22 años, está casada, vive en Miami y desde hace tres años se convirtió en una religiosa ortodoxa. Hace más de una década que esta joven mujer dejó Caracas junto a sus hermanas y su madre sin mirar atrás. Pese a la distancia y el paso del tiempo, ella guarda la espontaneidad de los venezolanos y la expresa al agradecer el trabajo realizado por el rabino Yossi Smierc, de Jabad Lubavitch, quien impulso la creación de un gran espacio para el shidaj (encuentro), un programa para jóvenes de entre 18 y 30 años destinado a que consigan pareja.  Justamente fue a través de este programa que Débora conoció a su esposo Haim, con quien tiene dos hijos Sara y Ariel.

“Me fui de Caracas hace diez años con mi mamá y mis hermanas. Primero nos mudamos a Panamá, pero hubo casos de antisemitismo y terminamos en Miami. Desde entonces empecé normalmente el colegio y cuando estaba en High School conocí al rabino (Smierc) y me interese porque era un grupo chévere, el rabino muy simpático, y empecé a ir y conocí ahí a mi esposo”, relata casi en forma atropellada.

La historia parece calcada de otras tantas vidas de venezolanos judíos que corridos por el antisemitismo y la inseguridad se embarcaron en un destino incierto.

Débora apunta que dejó Caracas cuando Chávez asumía el poder y el periodista pregunta en forma inmediata: ¿Por qué tu mamá decidió irse en ese momento?

“Le dio como un feeling, un sentimiento, se dio cuenta que Chávez era un loco. Yo tenía 11 años, mi hermana mayor 14 y la del medio 12”, resume una decisión que para cualquier persona tal vez lleve horas, días y una vida como es dejar el lugar de origen.

Al hondear más en los recuerdos, Débora precisa que su mamá decidió dejar Caracas porque “se dio cuenta de que esto (el cambio de poder) no era para bien”. “Recuerdo que nos dijo: ‘Nos tenemos que ir ya, antes de que empiece a ser un desastre’”, agregó.

Pese a que no existían dificultades con el gobierno de Chávez, la familia se marchó y se generó una ruptura en la familia porque su padre decidió quedarse en Caracas.

“Hoy en día solo quedó mi papá en Caracas. Habló con él, viene una vez al año a Miami. Él quiere también irse de Venezuela, está preocupado y no está contento en Caracas”, resume.

Débora explica que tanto ella como el resto de su familia eran “más bien tradicionales”. “No éramos ortodoxos y poco a poco el rabino (Smierc) nos fue mostrando lo que es ser un ortodoxo judío y lo bonito que es todo. Fuimos entendiendo de manera divertida, chévere, y nos gusto y empezamos a hacer Sabat y después kasher y el kibutz…”, comenta.

-¿Les llega información de lo que pasa en Venezuela?

– “Hay amigos que nos cuentan de secuestros, robos, cosas… como ataques a las sinagogas. Mucha gente se quiere venir, no están contentos, pero no saben qué hacer. Hay gente que está alquilando un departamento y el departamento por un motivo queda vacío alguien va y se mete ahí. A mi tío le robaron el auto y el celular hace unos días”, responde la joven.

Al tratar el tema de la inseguridad en Venezuela, Débora asegura que “la condición de judío” es un dato que los secuestradores tienen muy en cuenta al planificar el delito.

“Gente de la comunidad sufre más secuestros porque saben que la gente tiene plata y lo secuestran por uno o dos días porque saben que la comunidad va a ayudar”, explica.

A la hora de hacer un análisis de los jóvenes venezolanos que llegan a esa zona de Estados Unidos, Débora indica que “están empezando de cero una vida”. “Muchos se están convirtiendo en religiosos y piensan que es el mejor camino y no sé tal vez sea por lo que pasaron en Venezuela”, añadió.

A la distancia, la joven le agradece a Dios que su madre decidió dejar Caracas y lamentó que la gente “no tenga guía y esté un poco perdida”.

La charla llega a su fin y Débora comenta que tiene “varios amigos” en Miami, pero “la mayoría no son de Venezuela”. “En la comunidad hay muchos venezolanos, pero son adultos y hace años que viven aquí”, señala.

Según datos difundidos por la Confederación de Asociaciones Israelitas de Venezuela (CAIV) la comunidad judía de Venezuela se redujo en un 50 por ciento en los últimos doce años y el porcentaje de jóvenes judíos venezolanos que dejó Caracas es aún mayor.

 

Dejá tu comentario

Israel

Coronavirus en Israel: se registran pocos casos nuevos y baja el desempleo en el país

Publicado

el

Por

5912933a-0a3f-401f-942d-8106efcf4dff

Agencia AJN.- El Servicio de Empleo de Israel informó este domingo que desde el pasado jueves, 10.687 ciudadanos registraron haber vuelto al mercado laboral.

En tanto, en ese mismo período, unas 1237 personas se anotaron para buscar un empleo.

Además, desde que Israel comenzó con su política de regreso a la normalidad y apertura de la economía, el 19 de abril pasado, unas 100.625 se registraron para solicitar empleo. Desde ese entonces, 169.930 se reincorporaron al mercado de trabajo.

Altas a pacientes y áreas hospitalarias que se cierran

Dos meses después de que se haya abierto un área especial para pacientes de coronavirus en el Hospital Poriya, en la ciudad de Tiberias, cerró este domingos sus puertas hasta nuevo aviso al haber recibido el alta el último paciente internado en ese centro de salud.

c04_mov-800x392jpg.2018906T122700

En total, desde iniciado el brote en el país fueron atendidos 93 pacientes.

El doctor Hagar Mizrahi, directora del centro de salud, expresó a la prensa local: “No hay dudas de que todo el equipo médico se enfrentó a un desafío particularmente difícil, en una situación de falta de conocimiento e incertidumbre de la manera más profesional”.

“La conducta del equipo médico es un certificado de honor para el hospital. Estoy orgullosa de nuestro equipo, de todo el personal de todos los sectores por el excelente trabajo profesional y la impresionante posición en la vanguardia de la lucha contra el coronavirus. ¡Juntos ganamos!”, añadió.

No obstante añadió: “Con la vuelta a la rutina, seguimos preparándonos ante una eventual segunda ola. Estaremos preparados de acuerdo con los escenarios y ordenes del Ministerio de Salud”.

Seguir leyendo

Israel

Con movilizaciones a favor y en contra, comenzó el juicio por corrupción contra Netanyahu

Publicado

el

Por

EYxXs66XgAEI0UC

Agencia AJN.- Un grupo de personas se congregaron frente a los tribunales donde el primer ministro israelí, Binyamin Netanyahu, se presentó ante los jueces por causas de corrupción en su contra.

Unas 150 personas con banderas israelíes y con pancartas con consignas en apoyo del mandatario “Honorable tribunal, Netanyahu no está solo”. También exhibieron afiches de la última campaña electoral.

El primer ministro israelí, Binyamin Netanyahu, llegó este domingo a la corte de Jerusalem para comenzar su juicio por corrupción y en declaraciones a la prensa local aseguró que sus oponentes tienen el objetivo de expulsarlo.

En el ingreso al recinto judicial Netanyahu dijo: “El objetivo es derrocar a un primer ministro fuerte del campo de la derecha y, por lo tanto, eliminar a la derecha del liderazgo durante muchos años”.

El primer ministro llegó a la audiencia acompañado de ayudantes y funcionarios, todos ellos con barbijos para prevenir el coronavirus. En este marco aseguró estar de pie, con la cabeza en alto y que continuaría liderando el país.

EYyA-BXWoAArDKW

Por otro lado, otro grupo de ciudadanos se reunieron frente a la residencia del primer ministro en la calle Balfour, para expresar su apoyo al Poder Judicial por enjuiciar al mandatario. Portaron pancartas con las leyendas: “Crime Minister”, “Caso de submarinos a Egipto: Traición” y “Netanyahu corrupto”.

¿De qué es acusado Netanyahu?

El primer ministro enfrenta tres acusaciones y que son mejor conocidas como casos 1000, 2000 y 4000.

En el caso 1000, Netanyahu es acusado de aceptar regalos de dos millonarios, para él y su familia, por un frondoso monto de un millón de shéqueles (283 mil dólares) a cambio de favores.

Más precisamente, Netanyahu está acusado de recibir de su amigo Arnon Milchan cigarros por un monto de aproximadamente 15 millones de shekels (70 mil dólares), y champán para su esposa por un valor de 180 mil shekels, que son unos 50 mil dólares.

dgvfddgd_i

Además es acusado de haber recibido durante cinco años por parte de James Packer cigarros por unos 145 mil shekels (41 mil dólares). Y durante tres años botellas de champán, por 83 mil shekels, unos 23.500 dólares.

En total se trata de haber recibido regalos por unos 700 mil shekels, que en moneda estadounidense son unos 200 mil dólares.

El segundo caso es acusado de fraude y abuso de confianza. Se intenta determinar si el primer ministro acordó con el editor del diario israelí Yediot AJaronot, a fin de que el medio brinde una cobertura más positiva sobre la figura de Netanyahu a cambio de reducir la distribución del diario rival, el gratuito y oficialista Israel Hayom.

DRIFOS1_i

El caso 4000 es según informa la emisora estatal Kan, el más grave de todos, y es el único donde Netanyahu es acusado de soborno, fraude y abuso de confianza.

Según la acusación de la justicia, entre Netanyahu y el propietario del portal israelí Walla, Shaul Alovich, hubo una relación de “tomá y agarrá” para promover intereses mutuos.

Según la acusación, Netanyahu hizo “favores al dueño de Bezeq, principal compañía de telecomunicaciones del país, a fin de que éste brinde cobertura favorable para la familia del primer ministro y el mismo, en el sitio Walla. Ambas firmas pertenecen a Alovich.

Seguir leyendo

Más leídas

WhatsApp Suscribite al Whatsapp!