Seguinos en las redes

Medio Oriente

El rey de Bahrein pide que se intensifiquen los esfuerzos para aplicar la solución de los dos estados

Agencia AJN.- En la ONU, Hamad bin Isa al-Khalifa saluda la normalización con Israel como “la encarnación de nuestro resuelto enfoque de apertura y coexistencia con todos”, e insta a la conformación de un estado palestino con Jerusalem Oriental como capital.

Publicada

el

AP_17141229447567-640×400

Agencia AJN.- En su discurso ante la Asamblea General de las Naciones Unidas, el rey de Bahrein, Hamad bin Isa al-Khalifa, saludó el jueves su decisión de normalizar las relaciones con Israel, pero también pidió el establecimiento de un Estado palestino basado en los planes de paz anteriores.

“Desde nuestro afán por preservar la seguridad y la estabilidad de la región, y como encarnación de nuestro resuelto enfoque de apertura y coexistencia con todos, hemos anunciado el establecimiento de relaciones con el Estado de Israel, enviando un mensaje civilizado que afirma que nuestra mano está tendida para una paz justa y global, ya que es la mejor garantía para el futuro de todos los pueblos de la región”, declaró en un discurso grabado que se proyectó a los delegados de las Naciones Unidas en Nueva York.

El monarca acogió con satisfacción la “valiente” decisión de los Emiratos Árabes Unidos de establecer relaciones diplomáticas plenas con el Estado judío “a cambio de detener la anexión por parte de Israel de las tierras palestinas”. Con este paso, Abu Dabi ha “mejorado las oportunidades de paz, reducido las tensiones y dado a los pueblos de la región una nueva era de entendimiento, acercamiento y coexistencia pacífica, a la vez que ha mantenido su firme posición sobre la cuestión palestina”.

Los Emiratos Árabes Unidos firmaron un tratado de paz completo con Israel en la Casa Blanca el 15 de septiembre. En la misma ceremonia de los Acuerdos de Abraham en la Casa Blanca, Bahrein, una pequeña nación insular cercana a los EAU y a Arabia Saudita, firmó una Declaración de Paz con Israel que prevé que ambos países establezcan relaciones diplomáticas plenas.

Bahrein pide “intensificar los esfuerzos para poner fin al conflicto palestino-israelí de conformidad con la solución de dos Estados”, declaró el Rey Hamad en su discurso ante las Naciones Unidas.

“Consideramos que se trata de una piedra angular para lograr una paz justa y completa que conduzca al establecimiento de un Estado palestino independiente, con Jerusalem Oriental como su capital, basado en las resoluciones de legitimidad internacional y la Iniciativa de Paz Árabe, a fin de entrar en una nueva etapa de trabajo en la que extendemos puentes de relaciones de buena vecindad para construir y desarrollar los intereses comunes de los países de la región”.

El miércoles, una delegación de empresarios y altos funcionarios israelíes viajó a Manama para mantener varias horas de reuniones y negociar los detalles de un acuerdo de paz completo entre los dos países, que se firmará en un futuro próximo.

Un día antes, el Primer Ministro Benjamin Netanyahu habló con el príncipe heredero de Bahrein, Salman bin Hamad Al Khalifa, en su primera conversación pública desde que Jerusalem y Manama firmaron su declaración de paz en Washington.

Durante la llamada, el príncipe heredero “subrayó la importancia de asegurar la estabilidad regional e internacional y de aumentar los esfuerzos para apoyar la paz en la región”, según la agencia estatal de noticias de Bahrein. Salman señaló además que “el acuerdo firmado en la Casa Blanca el 15 de septiembre fortalecerá la seguridad, la estabilidad y la prosperidad regionales”.

Netanyahu y el futuro rey de la pequeña nación insular también “examinaron las posibles esferas de cooperación bilateral y los acontecimientos regionales e internacionales pertinentes”, según la agencia.

Netanyahu emitió más tarde una declaración diciendo que se tomó un descanso de importantes discusiones sobre la lucha de Israel contra la pandemia del coronavirus para atender el llamado del príncipe heredero, que calificó de “importante necesidad nacional”.

El primer ministro dijo que él y Salman tuvieron una “excelente conversación, muy amistosa”.

Los dos líderes reiteraron el contenido de los llamados Acuerdos de Abraham que ambas naciones firmaron la semana pasada, y discutieron “cómo podríamos añadir rápidamente contenido a los acuerdos entre Bahrein e Israel y convertir esta paz en paz económica, paz tecnológica, paz turística, paz en todos estos campos”, dijo en una declaración. “Muy pronto oirán hablar de los pasos prácticos”.

En su “Declaración de Paz”, los dos países se comprometieron a “abrir una era de amistad y cooperación en pos de una región de Medio Oriente que sea estable, segura y próspera en beneficio de todos los estados y pueblos de la región”.

Medio Oriente

Efemérides. Hace 42 años el primer ministro israelí Begin y el presidente egipcio El-Sadat recibieron Nobel de la Paz

Publicado

el

Por

hoy

Agencia AJN.- El 27 de octubre de 1978 el primer ministro israelí Menajen Begin y presidente egipcio Anwar el-Sadat recibieron el Premio Nobel de la Paz por la firma de los acuerdos de Camp David el 17 de septiembre de ese año, los que permitieron la firma del Tratado de Paz entre el Estado de Israel y la República Árabe de Egipto.

Esos documentos, conocidos como “Acuerdos de Camp David”, fueron la culminación de un largo proceso de tratativas, algunas secretas y otras públicas, iniciadas por Henry Kissinger cuando era Secretario de Estado americano e impulsadas luego por Jimmy Carter tras asumir la presidencia estadounidense en enero de 1977. En esta época se habían iniciado contactos directos con los dirigentes gubernamentales de Egipto, Siria, Jordania e Israel, y también con representantes palestinos, destinados a impulsar un proceso de paz que terminase con los enfrentamientos fronterizos entre Israel y sus vecinos árabes.

Este hecho marcó claramente que Egipto se diferenciaba de la postura que mantenían el resto de los países árabes con respecto a Israel, cuyas motivaciones podrán haber sido tanto económicas como políticas. Además, el Estado de Israel asumió el costo que significaba negociar directamente con Egipto, que principalmente incluía el retiro de las tropas y poblaciones israelíes de la Península del Sinaí.

A partir de ese momento, el presidente Carter y su secretario de Estado, Cyrus Vance intensificaron sus gestiones diplomáticas y propusieron que ambos países mantuvieran negociaciones bilaterales, ofreciendo que las mismas se llevaran a cabo en territorio estadounidense.

Tanto Beguin como Sadat aceptaron la propuesta del gobierno americano y, junto con sus principales asesores, se reunieron en Camp David el 5 de septiembre de 1978, iniciando una serie de reuniones. En éstas el presidente estadounidense, además de ser el anfitrión, fue mediador y componedor cuando las discusiones parecían fracasar.

Seguir leyendo

Medio Oriente

La hija del presidente del Líbano dice estar abierta a la paz con Israel bajo ciertas condiciones

Agencia AJN.- “No me opondría a la perspectiva de un acuerdo de paz”, dice Claudine Aoun, provocando la ira de un sector de los libaneses.

Publicado

el

Por

maxresdefault-e1603732572675-640×400

Agencia AJN.- La hija del presidente libanés Michel Aoun causó indignación en el Líbano esta semana por sus repetidos llamamientos a la paz con Israel, aunque con importantes salvedades.

Claudine Aoun, una conocida figura pública libanesa, comentó por primera vez sobre el tema el mes pasado y desde entonces ha repetido sus comentarios en la televisión nacional varias veces. Volvió a twittear sobre el tema el domingo en comentarios ampliamente compartidos y criticados en el Líbano.

“Antes de hablar de paz, debemos demarcar las fronteras y resolver los problemas relacionados con nuestra tierra”, escribió el 24 de septiembre, en referencia a una disputa sobre la frontera marítima entre los países, que se está negociando actualmente con Israel a través de conversaciones indirectas con intermediarios estadounidenses.

“Entonces apoyo la adopción de una estrategia de defensa que nos defienda cuando seamos atacados”, añadió Aoun. “Todos apoyamos el principio de paz y espero visitar Jerusalem, pero no antes de que se resuelvan todos los problemas”, completó.

En el tweet del domingo, Aoun agregó que el problema de los refugiados palestinos también tendría que ser resuelto – uno de los problemas centrales del conflicto israelí-palestino, que sólo es probable que se resuelva como parte de un acuerdo de paz general entre las dos partes. “Una vez que estos problemas se resuelvan, no me opondría a la perspectiva de un acuerdo de paz entre el Estado libanés e Israel”, dijo.

El Líbano e Israel, todavía técnicamente en guerra, mantuvieron conversaciones sin precedentes bajo los auspicios de la ONU y los Estados Unidos a principios de este mes para resolver la disputa de la frontera marítima y despejar el camino para la exploración de petróleo y gas.

Las conversaciones, celebradas en una base de las fuerzas de mantenimiento de la paz de la ONU en la ciudad fronteriza libanesa de Naqura, duraron alrededor de una hora y se produjeron semanas después de que Bahrein y los Emiratos Árabes Unidos se convirtieran en los primeros estados árabes en establecer relaciones con Israel desde Egipto en 1979 y Jordania en 1994.

El 28 de octubre se celebrará una segunda ronda de negociaciones.

El Líbano insiste en que las negociaciones son puramente técnicas y no suponen ninguna normalización política con Israel.

Seguir leyendo

Más leídas

WhatsApp Suscribite al Whatsapp!