Seguinos en las redes

Medio Oriente

El último judío de Afganistán se fue a EEUU cuando los talibanes tomaron el poder

Agencia AJN.- Zabulon Simantov, quien se quedó en Kabul cuando su familia hizo aliá (emigró a Israel) en 1998 para cuidar de la única sinagoga que quedaba en el país, finalmente abandonó Afganistán y se mudó a Nueva York.

Publicada

el

judio afgano

Agencia AJN.- El último judío conocido en Afganistán, finalmente se fue a Estados Unidos después de que el grupo terrorista talibán se apoderara del país islámico el mes pasado.

Zabulon Simantov dijo en el pasado que se había negado a salir de Afganistán para cuidar de la última sinagoga del país, ubicada en Kabul.

Simantov, junto con 30 de sus vecinos, fueron evacuados en un autobús que partía de Afganistán hacia un país vecino, después de que el empresario israelí-estadounidense Moti Kahana lo convenciera de irse.

“Fue mucha psicología, hablar mucho con él «, dijo Kahana.

“Intento mucho entenderlo y ayudarlo. Dos semanas de esfuerzos de persuasión. Le explicamos que se acercaban los disparos fuera de su casa y pidió que sus vecinos también fueran rescatados”.

Según Kahana, el rescate de Simantov lo llevó a cabo una unidad especial que trabaja con su empresa, que se especializa en seguridad y asistencia a organismos humanitarios.

Poco después del rescate, Kahana subió una foto de Simantov con la leyenda: «Zabulon celebrará Sucot con su familia en Nueva York».

Simantov vivió en Afganistán durante el gobierno del movimiento extremista talibán y la consiguiente invasión de Estados Unidos y sus aliados tras los ataques del 11 de septiembre de 2001 en Nueva York y Washington.

“Me las arreglé para proteger la sinagoga de Kabul como un león de judíos aquí”, dijo Simantov poco después de que los talibanes se apoderaran de Kabul. «Tuve la oportunidad de huir a los Estados Unidos, pero me niego a salir de mi casa, a pesar de que los talibanes me ven como un hereje y han tratado de convertirme al Islam en el pasado».

El vendedor de alfombras y joyas de 62 años nació en Herat, la tercera ciudad más grande del país y la cuna de la cultura judía en Afganistán. Se mudó a Kabul antes de huir a Tayikistán en 1992, y luego regresó a vivir a la capital afgana.

Simantov, su esposa y sus dos hijas hicieron aliá en 1998. Simantov finalmente regresó solo a Afganistán.

La partida de Simantov significa que la sinagoga de Kabul cerrará, lo que pondrá fin a la vida judía en el país después de 2.000 años o más. La comunidad judía afgana es una de las más antiguas de Asia Central, y llegó a tener más de 80.000 miembros.

En 1951 a los judíos se les permitió salir del país, la mayoría volaron a Israel. Más de 10.000 judíos afganos o sus descendientes viven actualmente en Israel.
Poco se sabe sobre los orígenes de los judíos afganos, que algunos creen que pudieron haber vivido allí hace más de 2.000 años. Un escondite de pergaminos del siglo XI descubierto recientemente en el norte brindó la primera oportunidad para estudiar poemas, registros comerciales y acuerdos judiciales de la época, según publicó Ynet.

Dejá tu comentario

Medio Oriente

Según el enviado de la ONU, las conversaciones sobre la constitución siria son una «gran decepción»

El enviado especial de la ONU a Siria, Geir Pedersen, declaró que la sexta ronda del Comité Constitucional Sirio había sido una «gran decepción».

Publicado

el

Por

Sitria

Agencia AJN.- El enviado especial de la ONU a Siria, Geir Pedersen, declaró el viernes que la sexta ronda del Comité Constitucional Sirio había sido una «gran decepción» y que no se había encontrado una vía común para redactar una nueva Constitución ni se había acordado una fecha para la siguiente ronda.

El comité de redacción, compuesto por 45 representantes del gobierno, la oposición y la sociedad civil de Siria, tiene el mandato de redactar una nueva Carta que conduzca a supervisar las elecciones.

Fuente: Jerusalem Post.

Seguir leyendo

Medio Oriente

Líder cristiano en el Líbano: «Hezbollah es la mayor amenaza para nuestro país»

Publicado

el

Por

n1390383

Agencia AJN.- El líder del partido cristiano «Fuerzas Libanesas», Samir Geagea, fue entrevistado anoche para un canal televisivo local y cargó contra el secretario general de Hezbollah, Hassan Nasrallah, que previamente había acusado a los cristianos de querer crear una guerra civil en el país de los cedros.

«Más de un alto funcionario de Hezbollah y del movimiento «Amal» dijeron que si no había solución a la cuestión del investigador de la catástrofe del puerto de Beirut, Tarek al-Bittar, entonces activarían otros medios, y esto es lo que pasó el pasado jueves», señaló Geagea. «Hezbollah quería que se abrieran nuevamente enfrentamientos violentos en Beirut para detener la investigación», añadió.

n1390386

Samir Geagea, líder de las Fuerzas Libanesas cristianas. Foto: Reuters.

En este marco agregó: «Hezbollah trató de presionar sobre el terreno para tomar la decisión que desea, y no sé quién abrió fuego primero,pero solo sé que el ejército estaba allí presente y los primeros cuatro heridos eran de un barrio de Beirut, donde hay una mayoría de cristianos y drusos. Hezbollah, a través de sus acciones, representa la mayor amenaza para los libaneses».

También se refirió al último discurso de Nasrallah en el que el líder de Hezbollah remarcó que la organización tiene más de cien mil combatientes. «El significado de las palabras de Nasrallah es que Hezbollah requiere de entre 50 y 100 millones de dólares para pagar salarios por mes», dijo, a la vez que remarcó que si esos fondos de distribuyeran por el sur del país, esas zonas podrían desarrollarse.

«No queremos guerra y no queremos organizaciones armadas», añadió Geagea. «La confrontación con Hezbollah no es militar, el enfrentamiento básico es con Hezbollah, debido a que este destruye al Líbano y lo que estamos viendo es el resultado del mismo», señaló.

Seguir leyendo

Más leídas

WhatsApp Suscribite al Whatsapp!