Seguinos en las redes

Cultura

El país del Mediterráneo que debe ser visitado

Agencia AJN.- Unas vacaciones en el Mediterráneo suelen relacionarse con España, Francia, Italia, Grecia. Pero hay una opción que no viene a menudo a la mente: Israel. Las destacadas 10 razones para intercambiar lo ordinario por lo infravalorado.

Publicada

el

Rosh Hanikra playa israel

Agencia AJN.- Tiene playas desconocidas: La costa mediterránea de Israel se extiende por 170 millas, y los visitantes pueden elegir entre una variedad de playas, desde las playas de Tel Aviv a los tramos más tranquilos fuera de la ciudad.

Durante todo el año: Israel puede presumir de alrededor de 300 días de sol al año. Los rayos son tan confiables que el país es pionero de la energía solar.

Es barato: Encontrará vuelos a Tel Aviv por el mismo precio, o incluso un poco más barato, que los principales puntos de referencia del Mediterráneo, especialmente para las vacaciones de otoño e invierno (aunque las tarifas tienden a aumentar durante las grandes fiestas judías). Skyscanner muestra tarifas de noviembre desde Londres hasta Tel Aviv por tan sólo 104 € (22-29 de noviembre).

La vida nocturna: Al igual que Nueva York, Tel Aviv recibió el apodo de “La ciudad que nunca duerme”, gracias a su estilo de vida de 24 horas. Su escena de fiesta podría compararse con la de Ibiza. La diversión se centra alrededor de los clubes subterráneos alrededor de Rothschild Boulevard, los bares de la elegante Neve Tzedek y otros lugares en el barrio bohemio de Florentin.

Comida vibrante: A pesar de que más de la mitad del país está cubierto de desierto, Israel es un importante exportador de alimentos, gracias al avance en sus tecnologías agrícolas y sus restaurantes son capaces de obtener los ingredientes más frescos, incluyendo lo que se dice son los tomates cherry más dulces.

Una arquitectura fascinante: Tel Aviv es el hogar de un gran número de edificios de estilo Bauhaus, que se caracterizan por la priorización de la función sobre la estética y el uso de materiales de bajo costo. Patrimonio de la Humanidad, su distrito de White City es el hogar de más de 4.000 edificios de esa lista. Algunos de los mejores ejemplos de la Bauhaus se encuentran en Bialik Street, la avenida más pintoresca de Tel Aviv.

Más museos per cápita que en cualquier lugar del mundo: Con más de 230 museos repartidos en una parcela relativamente pequeña de tierra, Israel es una opción para los amantes del sol que también quieren cultura.

Está lleno de historia: Ninguna visita a la región estaría completa sin un viaje a Jerusalén. Con una historia que se remonta a casi 5.000 años y lugares de interés como la Cúpula de la Roca, el Muro de los Lamentos, la Iglesia del Santo Sepulcro y la Mezquita de Al Aqsa, pocas ciudades resuenan de la misma manera.

La “Toscana de Oriente Medio”: Mientras que los turistas acuden a las aguas saladas del Mar Muerto, y los lugares históricos alrededor de sus costas, la mayoría no están familiarizados con la región de Galilea Occidental (la más montañosa del país). Una exuberante vegetación y sitios de los cruzados, incluida la fortaleza Montfort, un castillo en ruinas se puede subir para disfrutar de unas vistas espectaculares. El paisaje ondulado es perfecto para un día escénico de ciclismo.

Sus propias versiones de The Hamptons: Nahariya, la ciudad costera más septentrional de Israel y un destino de vacaciones popular para los lugareños, está tratando de emular la sensación de fin de semana de fin de semana de los Hamptons en Nueva York (sin celebridades pretenciosas), con un pequeño lote de hoteles de lujo surgiendo en la zona . Ellos incluyen NEA, con un ambiente chic, pero también cuenta con elementos de diseño de estilo casa de playa.

Dejá tu comentario

Cultura

La cantante Lana del Rey llega a Israel por primera vez en el Meteor Festival

Agencia AJN.- La cantante, que canceló su show pactado en el año 2014, se presentará en el Meteor Festival en el Pecan orchard al norte de Israel.

Publicado

el

Por

lana del rey

Agencia AJN.- Cuatro años después de que cancelara su show en Israel, la cantante Lana del Rey llegará a Israel el mes que viene para dar un show en el marco de un festival masivo que durará tres días, entre el 6, 7 y 8 de septiembre.

La cantante y compositora estadounidense será la estrella del Meteor Festival de tres días que tendrá lugar el próximo mes en un kibutz en el Norte del país.

Lana Del Rey, autora de éxitos como “Summertime Sadness” y “Young and Beautiful”, había programado su primer show en Israel para agosto de 2014. Pero el show fue cancelado a principios de ese mismo mes.

El Meteor Festival es un evento sin precedentes para Israel, cuenta con una impresionante lista de artistas internacionales, como el rapero Pusha T, el DJ Flying Lotus y el saxofonista de jazz Kamasi Washington.

El evento de tres días está programado para llevarse a cabo en el Kibbutz Lehavot Habashan, a poco más de 10 kilómetros de la frontera con Líbano.

El festival aún no anunció oficialmente la aparición de Del Rey. Pero el Canal 2 de noticias aseguró que los organizadores anunciarán la presentación de la estrella norteamericana a falta de pocos días para reducir presiones por parte del BDS.

Las entradas para los tres días cuestan 650 shekelim e incluyen el camping. Para dos días con camping tiene un valor de 540 y para cada día por separado el valor es de 380 shekelim. Todos los valores aumentarán a partir de la semana que viene.

Seguir leyendo

Cultura

Hace 107 años nacía Mijaíl Moiséyevich Botvínnik, campeón mundial de ajedrez

Agencia AJN.- El 17 de agosto de 1911 nació Mijaíl Moiséyevich Botvínnik, un ajedrecista soviético, campeón del mundo varias veces entre 1948 y 1963. A los 24 años, Botvínnik se encontraba en la elite mundial del ajedrez, ganando los más importantes torneos de la época.

Publicado

el

Por

Botvínnik Mijaíl

Agencia AJN.- El 17 de agosto de 1911 nació Mijaíl Moiséyevich Botvínnik, un ajedrecista soviético, campeón del mundo varias veces entre 1948 y 1963. A los 24 años, Botvínnik se encontraba en la elite mundial del ajedrez, ganando los más importantes torneos de la época.

Nació en Kuókkala, cerca de San Petersburgo, y comenzó a ser conocido al derrotar al campeón mundial, José Raúl Capablanca, en una exhibición de partidas simultáneas celebrada durante un día de descanso del Torneo Internacional de Moscú de 1925.

Poco después llegó a la final del Campeonato de Leningrado y, en 1927, debutó brillantemente en el 5º Campeonato de la URSS compartiendo el quinto puesto.

Después se centró en sus estudios de ingeniería y no jugó torneos con demasiada asiduidad aunque progresó rápidamente ganando un torneo para maestros en 1930 y el Campeonato de Leningrado.

A los 20 años, en 1931, ganó su primer campeonato de la URSS derrotando a Riumin en la partida decisiva, después de lo cual decidió descansar un tiempo y dedicarse al trabajo analítico, uno de los puntos fuertes de Botvínnik a lo largo de toda su carrera. Ganaría otros cinco campeonatos de la URSS en 1933, 1939, 1941, 1945 y 1952.

A los 24 años, Botvínnik se encontraba en la elite mundial del ajedrez, ganando los más importantes torneos de la época. Fue vencedor (junto con Salo Flohr) en Moscú 1935, por delante de Emanuel Lasker y Capablanca. Ganó también (junto con Capablanca) Nottingham 1936 y empató en el tercer puesto (detrás de Reuben Fine y Paul Keres) en el prestigioso torneo AVRO de 1938, donde compitieron los 8 jugadores más fuertes del momento.

Tras finalizar la Segunda Guerra Mundial, mantuvo conversaciones secretas con Alexander Alekhine para la disputa del título mundial, pero la muerte prematura de éste impidió su enfrentamiento.

Botvínnik continuó con sus éxitos y en 1948 ganó el título mundial (que había quedado vacante tras la muerte de Alexander Alekhine) en el torneo de La Haya/Moscú. Defendió exitosamente su título en 1951 y 1954 ante David Bronstein y Vasili Smyslov tras empatar ambos matches 12-12.

Perdió ante Smyslov en 1957 por 12,5-10,5, pero en el match de revancha en 1958 se impuso por 12,5-11,5. Ante Mijaíl Tal se repitió la historia: cayó en 1960 (12,5-8,5) sólo para recuperarse en 1961 (13-8). Volvió a caer en 1963, esta vez ante Tigrán Petrosián, pero éste fue el fin de su reinado, dado que la FIDE había abolido el derecho a un match de revancha y Botvínnik desistió de luchar por el título en el torneo de candidatos.

Se proclamó seis veces campeón de la URSS y fue miembro del equipo soviético que ganó todas las Olimpíadas de ajedrez entre 1954 y 1964, así como los campeonatos de Europa de ajedrez de 1961 y 1965.

Seguir leyendo

Más leídas