Seguinos en las redes

Innovación

Startup israelí crea una tecnología para mejorar la escritura con inteligencia artificial

Agencia AJN.- AI21 Labs desarrolló una nueva e innovadora extensión de Google Chrome llamada Wordtune, que ofrece a los usuarios “formas de traducir sus pensamientos en texto de calidad, para que su escritura sea auténtica, clara y convincente”.

Publicada

el

Laptop-1024×683

Agencia AJN.- Aunque desde hace tiempo existe la preocupación -incluso el temor- de que la inteligencia artificial (IA) pueda suponer una amenaza para los seres humanos, especialmente en lo relativo al trabajo, sigue existiendo la firme creencia de que el impacto de la tecnología será en realidad para complementar y mejorar aún más las capacidades humanas, no para sustituirlas.

La IA ya está siendo aprovechada para ayudar en un gran número de cosas, tales como señalar anomalías en estudios médicos, entregar soluciones de telemedicina, detectar fraudes y analizar el comportamiento en las transacciones financieras, traducir a otros idiomas y automatizar procesos.

Cuando se trata del arte de escribir, el proceso de poner el lápiz en el papel (o los dedos en el teclado) no ha cambiado demasiado. Una nueva aplicación desarrollada por una joven startup israelí fundada por algunas de las mentes líderes de la IA está aquí para ayudarnos a elevar nuestras habilidades en este campo.

“La forma en que escribimos no ha cambiado realmente desde los años 80”, aseguró Yoav Shoham, un informático, empresario y profesor emérito de Stanford, cuya empresa AI21 Labs desarrolló una nueva e innovadora extensión de Chrome llamada Wordtune. “Creemos que la próxima fase es convertirla en una primera experiencia de la inteligencia artificial mediante una colaboración entre la persona y la máquina”, dijo a la página especializada NoCamels.

5f95af81296814cf76847abe_Social Share v1

“Hay muchas herramientas que pueden corregir tu gramática y ortografía, pero no hay nada en el mercado con una inteligencia artificial profunda que capture tus pensamientos, y que realmente entienda el contexto y el significado”, agrega Shoham. “Ahí es donde entra Wordtune, que ofrece a los usuarios formas de traducir sus pensamientos en texto de calidad, para que su escritura sea auténtica, clara y convincente”.

Wordtune puede “reducir la brecha entre tus pensamientos y lo que terminas escribiendo”, explicó Shoham. “Nos propusimos construir esta profunda tecnología, y usarla para reinventar la forma en que escribimos y leemos. Trabajamos en ello durante más de dos años”, explicó.

En términos más generales, AI21 Labs está trabajando en una serie de ofertas que permitirán que las máquinas “se conviertan en verdaderos socios de pensamiento”.

Shoham, un empresario que anteriormente vendió dos empresas a Google, es también el iniciador del Índice de la IA, un proyecto lanzado públicamente a finales de 2017 para hacer un seguimiento de la actividad y el progreso de la inteligencia artificial.

AI21 Labs también está formado por destacados expertos en IA y profesores de todo el mundo, así como por veteranos de la unidad de tecnología de élite 8200 de las Fuerzas de Defensa de Israel, que trabajan para la empresa en varios puestos.

Inteligencia artificial para escribir

Aunque Wordtune es el primer producto oficial de AI21 Labs, la compañía también ha lanzado demostraciones de otros modelos en los que está trabajando. En agosto de 2019, AI21 Labs publicó un artículo llamado SenseBERT, en un esfuerzo por enseñar algoritmos para entender mejor las ambigüedades del lenguaje humano.

La investigación se basó en las Representaciones de Codificador Bidireccional de Transformadores (BERT), una técnica de aprendizaje de máquinas basada en transformadores para el preentrenamiento en el procesamiento del lenguaje natural (PNL) desarrollada por Google. El BERT fue creado y publicado en 2018 por Jacob Devlin y otros colegas de Google. Google ha estado aprovechando el BERT para comprender mejor las búsquedas de los usuarios desde 2019.

founding-1024×682

Los fundadores de AI21 Labs. De izquierda a derecha: Yoav Shoham, Ori Goshen y Amnon Shashua.

Junto al SenseBERT, los laboratorios AI21 también anunciaron el HAIM, un acrónimo que proviene de “Halfway Acceptable Interpolating Machine” (Máquina interpoladora medianamente aceptable). El HAIM es un modelo de lenguaje que puede rellenar texto sintético entre un principio y un final escritos por humanos. La demo fue lanzada como un paso hacia la generación de texto controlable. La compañía ha lanzado desde entonces, HAIM-1.5, que es la próxima generación de HAIM o lo que la compañía llama “HAIM en esteroides”.

HAIMKE, que la compañía llama una evolución de su trabajo anterior con HAIM y HAIM-1.5, es un modelo de lenguaje que genera documentos a partir de viñetas escritas por humanos, convirtiéndolas en párrafos escritos.

Estos modelos demuestran cómo podría funcionar una verdadera interacción de escritura colaborativa humano-máquina.

El enfoque de la empresa es dejar que el modelo genere un texto inicial y dejar que el usuario lo tome desde allí con la edición manual o la regeneración de partes.

Como AI21 Labs sigue haciendo de puente entre la técnica tradicional de aprendizaje automático de los métodos de representación del conocimiento (extrayendo predicciones semánticas del lenguaje) y las redes neuronales profundas, sigue siendo tanto un laboratorio de investigación y desarrollo profundo como una empresa de productos y emplea a unas 40 personas en sus oficinas de Tel Aviv. “Vamos a seguir construyendo tecnología de vanguardia en materia de IA y a añadir productos adicionales más profesionales”, adelantó Shoham.

Innovación

Startup israelí de granjas verticales firma acuerdo con los Emiratos Árabes Unidos

Agencia AJN.- En el marco del acuerdo, Vertical Field llevará a cabo un programa piloto en el reino árabe, que contará con granjas con algunos de los “cultivos más adecuados para el mercado local”.

Publicado

el

Por

Captura de pantalla 2021-01-22 a las 10.06.46 a.m.

Agencia AJN.- Vertical Field, con sede en Ra’anana, firmó un acuerdo con Emirates Smart Solutions & Technologies (ESST), un promotor agrícola del Golfo Pérsico, para desplegar sus granjas verticales en los Emiratos Árabes Unidos. En el marco del acuerdo, Vertical Field llevará a cabo un programa piloto dentro de los EAU, que contará con granjas con algunos de los “cultivos más adecuados para el mercado local”.

El programa piloto se llevará a cabo con la supervisión de los agrónomos israelíes de Vertical Field. Las granjas se desplegarán inicialmente en los EAU para, con suerte, ser utilizadas posteriormente en lugares de todo el Golfo Pérsico. “Este proyecto de colaboración es la primera asociación de este tipo que ofrece las innovadoras tecnologías agrícolas de Vertical Field a los Emiratos y a la región del Golfo”, dijo el director general de Vertical Field, Guy Elitzur.

“Las regiones desérticas áridas se enfrentan a muchos retos en torno a la producción de productos agrícolas de alta calidad a precios bajos. Con la ayuda de diversas tecnologías agrícolas y nuevos desarrollos, creemos que podemos adaptarnos con éxito a las demandas del mercado con precios competitivos sin comprometer la calidad, y lo que es más importante, con un mayor acceso y disponibilidad”, sostuvo.

“Estamos entusiasmados por la oportunidad de asociarnos con Vertical Field y aportar la avanzada tecnología vertical israelí que permite el crecimiento de los productos de forma controlada y predecible, superando las duras condiciones climáticas del exterior, y permitiendo obtener productos fiables, de alta calidad y sin pesticidas durante todo el año”, dijo el director general y socio de ESST, Maher Makalde. “Nuestro objetivo es establecer una seguridad alimentaria independiente de las importaciones y desarrollar una infraestructura agrícola de alta calidad que llegue al mercado minorista”.

Las granjas verticales y sostenibles son desarrolladas por Vertical Field mediante el uso de tecnología geopónica, experiencia agrícola y diseño inteligente. Esto es especialmente útil en los “desiertos alimentarios urbanos”, que suelen carecer de espacio disponible para el cultivo.

Las granjas verticales subvierten esta limitación creando plataformas de cultivo verticales para cultivar esencialmente productos en las paredes. Estos campos de cultivo en invernadero son portátiles y tienen el tamaño aproximado de contenedores de 5 a 10 metros, que pueden caber justo en un estacionamiento, lo que permite a los supermercados y tiendas de comestibles cultivar y vender sus propios productos caseros justo en la puerta.

Las granjas tienen otras ventajas sobre la agricultura tradicional. Su naturaleza de contenedor proporciona un entorno de cultivo controlado, lo que garantiza una mayor esterilidad y lo mantiene a salvo de bichos y sin necesidad de pesticidas.

También permite una gestión automatizada de los cultivos, lo que limita el contacto humano y permite una calidad constante.
Además, produce menos residuos, así como una disminución del 90% en la cantidad de agua necesaria. Pero quizás lo más importante es que no está limitado por las temporadas tradicionales de los productos, ya que todos los cultivos están “en temporada” todo el año, con ciclos de crecimiento más cortos y una vida útil más larga.

Seguir leyendo

Innovación

Coronavirus. Tecnología israelí busca detectar y prevenir los brotes de contagio en las escuelas

Agencia AJN.- Con los niños hasta ahora excluidos de la campaña de vacunación, un método de prueba basado en inteligencia artificial elaborado en Israel podría dar una alerta temprana para prevenir los contagios en las aulas.

Publicado

el

Por

WhatsApp-Image-2021-01-21-at-09.21.46-e1611250661787-640×400

Agencia AJN.- A falta de vacunas contra el COVID-19 para los niños, y ante la preocupación de los padres por cómo se reanudarán las clases sin que se produzcan infecciones masivas en las escuelas, una innovadora tecnología israelí podría ser la solución para evitar los grandes brotes en las aulas. “Las escuelas están abarrotadas y los niños no están vacunados, pero hemos demostrado que este dispositivo predice los brotes, emitiendo alertas que pueden utilizarse para tomar medidas tempranas para detener la circulación del virus en los establecimientos”, dijo Nir Zakay, director general de Thermoguard, la empresa que promueve la tecnología en asociación con el Centro Médico Sheba, de Tel Hashomer.

La tecnología se ha estado probando en jardines de infantes con termómetros especiales que recogen datos anónimos y señalan picos pequeños pero significativos de la temperatura corporal. El invento israelí, que ahora se está comercializando a nivel mundial, avisa con antelación de los brotes seis días antes de que se produzcan.

Los adultos están siendo vacunados en Israel y algunos otros países, pero las vacunas contra el COVID-19 aún no han sido aprobadas para los menores de 16 años. Aunque Pfizer ha iniciado un pequeño ensayo con jóvenes, se espera que pasen meses hasta que esto se apruebe, y se espera que las escuelas de Israel reanuden los estudios cuando el cierre se alivie a principios de febrero.

ISRAEL-EDUCATION-HEALTH-VIRUS

El uso del dispositivo Thermoguard en los centros educativos ofrecería una imagen de la situación del virus en la comunidad local más allá de las puertas de la escuela, dijo Zakay. Desde principios de noviembre hasta principios de enero, el municipio de Ashdod, en el sur de Israel, utilizó la tecnología en jardines de infantes que cuentan con un total de 6.000 niños, con el permiso de los padres. Los resultados alertaron de brotes tanto en los jardines como en la población local.

“Seis días después de que el sistema generara las alertas, en los barrios en los que éstas se produjeron se produjo un aumento significativo, entre el 50% y el 100%, de los nuevos casos diarios”, informó Zakay. “Esto demuestra tanto la precisión de los centros educativos como que, utilizándolos como muestra, podemos predecir lo que ocurrirá entre los adultos”.

El dispositivo, que parece un termómetro digital normal, toma las temperaturas y envía los datos a la nube. No se registra información sobre la identidad de las personas que se miden, y esos datos, una vez recogidos, son procesados por un algoritmo especial.

Hay un “tablero de mandos” accesible en los ordenadores que muestra a quienquiera que se designe para llevar a cabo la supervisión -directores de escuela, autoridades municipales o funcionarios de sanidad- el grado de normalidad o anormalidad de los patrones de temperatura en las distintas zonas. “Si se actúa correctamente tras las alertas, creemos que pueden evitarse brotes importantes”, afirma Zakay.

Seguir leyendo

Más leídas

WhatsApp Suscribite al Whatsapp!