Seguinos en las redes

Cultura

Una cafetería icónica de Jerusalem inauguró una exposición de fotos y textos de los cafés históricos de la ciudad

Agencia AJN.- La nueva galería en una cafetería icónica muestra los muchos lados de la cultura cafetera temprana de la ciudad.

Publicada

el

café 1

Agencia AJN.- En marzo de 2020, al comienzo de la pandemia de COVID-19, David Ehrlich, propietario de la cafetería del centro de Jerusalem, Tmol Shilshom, murió repentinamente de un ataque cardíaco.

Casi dos años después, su cafetería sigue funcionando gracias a su socio comercial Dan Goldberg y al apoyo de amigos y clientes a través de una exitosa campaña de financiación colectiva en la plataforma Headstart. El café continúa albergando a autores y poetas que leen sus últimas obras mientras los clientes alimentan sus tazas de café, té o chai en uno de los profundos sofás o sillas de felpa.

Ahora, hay una nueva atracción en este acogedor establecimiento: una única pared blanca recién pintada, denominada Gallery Wall1, para exhibiciones de varios tipos. La inaugural se llama «Nes o turco», una exhibición de arte más texto sobre los cafés de la era del Mandato de Jerusalem.

café 2

Una camarera en el Café Alaska, foto de la exhibición sobre los primeros cafés de Jerusalem

Las dos curadoras, la profesora de historia Rina Peled y la artista Leora Weiss, colocaron fotos, garabatos y otros objetos por toda la cafetería, que lleva el nombre de una novela del premio Nobel Agnon.

La exhibición forma parte de la Bienal de Jerusalem, una exhibición de arte que se llevará a cabo hasta el 31 de diciembre. El tema de la Bienal de este año es «Cuatro codos», el equivalente aproximado de dos metros, con artistas que exhiben obras relacionadas con el concepto de hogar y lugares cerrados y lo que estos han significado para los meses de la pandemia continua.

Para muchos, dijo Peled, Tmol Shilshom era como una extensión de sus propias salas de estar. Ehrlich había continuado la tradición de los cafés de estilo europeo que fueron establecidos por inmigrantes antes del Estado de Israel (incluido un desayuno israelí votado como uno de los diez mejores en la guía de viajes Lonely Planet).

Como muchos de los cafés históricos que se muestran en la exhibición, Café Alaska, Café Atara, Tmol Shilshom tuvo que luchar por su supervivencia y se ha convertido en un símbolo de Jerusalem, un lugar que reúne a todos los tipos diferentes, agregó.

“Había vida que se desarrollaba en los cafés de Europa y que se traía a Israel”, dijo Weiss. “El espacio estaba lleno de arte y actividad en cierto sentido”.

café 3

Figuras de cartón de la artista Leora Weiss de los escritores Shai Agnon, Aharon Appelfeld y Yehuda Amichai

Los cafés eran lugares donde escritores y artistas, académicos y pensadores se sentaban y charlaban, planificaban y tramaban, dijo Peled.

“Me encantan los cafés y los que estaban aquí fueron creados por personas que querían recrear lo que tenían en Europa”, dijo Peled, y agregó que solía desayunar con un amigo en el mismo sofá de Tmol Shilshom durante muchos años. “Querían importar la cultura que tenían allí”.

Las fotos en blanco y negro de «Nes o turco», el título se refiere a dos bebidas de café populares de la época, el Nescafé instantáneo y el café turco espeso, muestran a Jerusalem durante las décadas de 1930, 1940 y 1950, centrándose en cafés dirigidos por judíos a diferencia de los cafés árabes de la ciudad, que también eran abundantes.

Dejá tu comentario

Cultura

En su primera entrevista tras el atentado, Salman Rushdie afirmó que le resulta «muy difícil» escribir

El galardonado novelista, nacionalizado estadounidense y residente en Nueva York desde hace 20 años, perdió la vista en un ojo y el uso de una mano, según declaró su agente en octubre.

Publicado

el

Por

salman

Agencia AJN.- El escritor británico Salman Rushdie expresó que le resulta «muy difícil» escribir después de haber sido apuñalado el año pasado, en una entrevista publicada el lunes antes del lanzamiento de su nueva novela «Ciudad Victoria».

Rushdie, cuyo «relato épico» sobre una mujer del siglo XIV que desafía a un mundo patriarcal para gobernar una ciudad se estrena esta semana, aseguró que el ataque lo había afectado mentalmente.

«Existe el trastorno de estrés postraumático», declaró el periodista de 75 años a la revista New Yorker en su primera entrevista desde el apuñalamiento del 12 de agosto en una conferencia en Chautauqua, al norte del estado de Nueva York.

«Me ha resultado muy, muy difícil escribir. Me siento a escribir y no pasa nada. Escribo, pero es una combinación de vacío y basura, cosas que escribo y que borro al día siguiente. Todavía no he salido de ese bosque», añadió.

El galardonado novelista, nacionalizado estadounidense y residente en Nueva York desde hace 20 años, perdió la vista en un ojo y el uso de una mano, según declaró su agente en octubre.

Rushdie explicó al periodista David Remnick que «las grandes heridas están curadas», pero que no podía escribir muy bien a máquina por falta de sensibilidad en algunas yemas de los dedos.

«Estuve mejor. Pero, teniendo en cuenta lo que pasó, no estoy tan mal», señaló el autor de origen indio, describiéndose como «afortunado».

Rushdie vivió escondido durante años después de que el primer líder supremo de Irán, el ayatolá Ruhollah Jomeini, ordenara su asesinato por lo que consideraba el carácter blasfemo de «Los versos satánicos», publicado en 1988.

El atentado conmocionó a Occidente, pero fue acogido con satisfacción por los extremistas de países musulmanes como Irán y Pakistán.

Rushdie fue consultado acerca de si creía que había sido un error bajar la guardia en las últimas décadas.

«Me hago esa pregunta, y no sé la respuesta. Tres cuartas partes de mi vida como escritor transcurrieron desde la fatwa (el 14 de febrero de 1989 el ayatolá Ruhollah Jomeini, de 88 años, entonces gobernante espiritual de Irán, condenó a Rushdie a muerte mediante una fatwa, una sentencia legal en virtud de la sharia). En cierto modo, no puedes arrepentirte de tu vida», agregó el escritor.

Hadi Matar, un joven de 24 años de Nueva Jersey con raíces en Líbano, fue detenido inmediatamente después del ataque y se declaró inocente de los cargos de agresión.

«Le culpo a él», afirmó Rushdie.

«Ciudad Victoria» pretende ser la traducción de una epopeya histórica escrita originalmente en sánscrito. Es su decimoquinta novela y fue escrita antes del atentado.

La esperada obra narra la historia de la joven huérfana Pampa Kampana, a quien una diosa dota de poderes mágicos y funda la ciudad de Bisnaga, en la India actual.

Un grupo de escritores y simpatizantes se reúnen en solidaridad con Salman Rushdie frente a la Biblioteca Pública de Nueva York, el 19 de agosto de 2022, en Nueva York. (AP/Yuki Iwamura)

Aunque no promociona personalmente el libro, Rushdie empezó a comunicarse a través de las redes sociales, la mayoría de las veces para compartir reseñas de prensa sobre su nueva novela.

El lunes, publicó en Twitter una foto de sí mismo con un ojo tapado por una lente oscurecida de sus gafas, con el pie de foto: «La foto en @NewYorker es dramática e impactante pero esto, más personalmente, es mi aspecto real».

Icono de la libertad de expresión desde que sufrió la fatwa que lo obligó a esconderse, Rushdie sigue siendo un defensor a ultranza del poder de las palabras.

Nacido en Bombay en 1947, Rushdie publicó su primera novela, «Grimus», en 1975, y alcanzó fama mundial seis años más tarde con «Midnight’s Children», que le valió el Premio Booker.

Seguir leyendo

Cultura

La cuarta temporada de Fauda es la serie más vista de Netflix en Líbano y los Emiratos Árabes Unidos

Incluso el público de algunos países árabes sin relaciones diplomáticas con Israel están fascinados con este drama lleno de acción que muestra a la gente detrás del conflicto.

Publicado

el

Por

fauda

Agencia AJN.-  La cuarta temporada de Netflix es la serie más vista en el Líbano y los Emiratos Árabes Unidos. Además, la serie ocupa el segundo lugar en Qatar y está entre los 10 programas de Netflix más populares en Turquía, Marruecos y Jordania.

El dato podría sorprender, o no, ya que Israel no mantiene relaciones diplomáticas con Líbano ni Qatar.

Otros países que incluyen a Fauda en la lista de los 10 mejores de Neflix son Rumania, República Checa, Grecia, India, Italia, Polonia, Holanda, Francia, Kenia y Sri Lanka, así como Hungría, donde se grabaron algunos de los episodios de la última temporada.

En una entrevista concedida al Khaleej Times de los Emiratos Árabes Unidos en Tel Aviv, el cocreador y protagonista de Fauda, Lior Raz -de padre iraquí y madre argelina-, destacó que «la magia de la serie fue que conquistó a gente de ambos lados del conflicto».

fauda

Raz tambien afirmó que muchos israelíes le expresaron que sentían empatía hacia los palestinos por primera vez después de ver la serie, mientras que los palestinos le aseguraron que »era la primera vez que sentían compasión hacia los israelíes».

»Creo que todos conectaron con esta narrativa, pero aun así también pudieron verla desde el otro lado», agregó Raz.

Por otro lado, el cocreador de la serie, Avi Issacharoff, señaló a Army Radio que no se acostumbra al éxito de Fauda. «Incluso ahora, en la cuarta temporada, sigue sorprendiéndonos a Lior Raz y a mí todo el tiempo», explicó Issacharoff.

La cuarta temporada de Fauda se estrenó el 27 de enero en Netflix en 190 países.

Seguir leyendo

Más leídas

WhatsApp Suscribite al Whatsapp!