Seguinos en las redes

Cultura

Murió a los 95 años Mo Ostin, el gigante de la música y famoso presidente de Warner Records

El hijo de inmigrantes de origen judío que convirtió la discográfica en un imperio multimillonario será recordado por haber cultivado a los artistas de rock y transformarlos en grandes estrellas.

Publicada

el

momoa

Agencia AJN.- Mo Ostin, un gigante del negocio de la música que con una integridad poco común presidió el ascenso de Warner Bros. Records hasta convertirse en un imperio multimillonario, y que ayudó a descubrir y a formar a artistas como Jimi Hendrix o Green Day, falleció a los  95 años.

Warner Records expresó que Ostin, miembro del Salón de la Fama del Rock & Roll, murió el domingo «pacíficamente mientras dormía». En un comunicado, la compañía lo calificó como «uno de los más grandes hombres del disco de todos los tiempos».

«Siguió siendo un incansable defensor de la libertad creativa, tanto para el talento que alimentó como para la gente que trabajó para él. Mo vivió una vida extraordinaria haciendo lo que amaba, y lo extrañaremos profundamente en toda la industria que ayudó a crear, y por los innumerables artistas y colegas a los que inspiró a ser lo mejor de sí mismos», señalaron Tom Corson, copresidente y director de operaciones, y Aaron Bay-Schuck, copresidente y director general, en el comunicado.

De baja estatura, calvo y de comportamiento apacible, «Chairman Mo» nunca fue tan famoso como otros magnates rivales como Clive Davis o Walter Yetnikoff, pero pocos igualaron su poder o prestigio cuando la música rock se convirtió oficialmente en un gran negocio. Durante décadas, Ostin prosperó con la sencilla e infrautilizada idea de contratar a artistas con talento y originales y dejar que siguieran siéndolo, ya fuera Hendrix y Neil Young, Fleetwood Mac y Paul Simon, o R.E.M. y Green Day.

«Mo Ostin era único», tuiteó Davis. «La compañía que presidía era realmente única por su gestión tan especial de los artistas y por la extraordinaria profundidad y variedad de talento de su lista. Los artistas de Mo impactaron profundamente en la música y la cultura contemporáneas de forma profunda e histórica».

El hijo de inmigrantes de origen judío que convirtió la discográfica en un imperio multimillonario será recordado por haber cultivado a los artistas de rock y transformarlos en grandes estrellas.

Bajo la dirección de Ostin, Warner contrató a Hendrix cuando el guitarrista apenas era conocido más allá de la escena de los clubes londinenses, a Fleetwood Mac cuando eran un grupo de blues y a Grateful Dead cuando su leyenda se limitaba a la zona de la bahía. John Lennon y Yoko Ono, George Harrison, Nirvana, Madonna, Eric Clapton, James Taylor, Prince, R.E.M. y Guns N’ Roses fueron otros de los artistas que se unieron a Warner durante su mandato.

Ostin comenzó trabajar en Warner en 1963, se convirtió en presidente en 1970, presidió poco después y rara vez flaqueó durante el siguiente cuarto de siglo, ya que la otrora marginal discográfica acabó incluyendo a Elektra, Atlantic, Sire, Asylum de Geffen y Maverick Records de Madonna, entre otras.

Con las corporaciones abrazando finalmente la música que antes despreciaban, Warner compitió ferozmente con CBS Records -y su líder, Yetnikoff- por el liderazgo de la industria. La época de Ostin fue una época de ofertas de alto nivel y de caza furtiva, ya sea que Warner se llevara a Simon de Columbia o que Columbia convenciera a Taylor para que dejara Warner.

Ostin fue alabado por su criterio y por su paciencia, al quedarse con artistas como Simon y Van Morrison incluso cuando sus álbumes no se vendían. Incluso inspiró algunas canciones, como «Surfer Joe», de Young, y la juguetona balada «Mo», de Harrison, incluida en una compilación de seis CD de música que Ostin había ayudado a publicar.

Su destitución en 1994 dio lugar a nuevos homenajes. «Mo, Mo, ¿por qué tienes que irte?/Eres el primer tipo de la compañía discográfica/que me miró a los ojos», escribió Flea, de los Red Hot Chili Peppers.

Numerosos artistas y ejecutivos abandonaron Warner tras su marcha.

 

Dejá tu comentario

Cultura

Netflix: Gran éxito de los nuevos episodios de la primera temporada de “Miss Jerusalem”

Agencia AJN.- La segunda temporada está programada para estrenarse a fines de 2022 y el rodaje comenzó en junio de este año en la ciudad de Safed.

Publicado

el

Por

mis jeru

Agencia AJN.- La semana pasada, la segunda parte de la primera temporada del exitoso programa de Yes Studios, «Miss Jerusalem», finalmente llegó a Netflix, y el final seguramente dejará a los fanáticos del programa emocionados y con ganas de más.

La serie es un retrato fascinante de una familia judía sefardí, los Ermosa, cuyos miembros están malditos en lo que respecta al amor. Comienza en Jerusalem en la década de 1920 y la primera temporada concluye en 1942. El melodrama de época retrata bellamente las vistas, los sabores y los idiomas de la ciudad santa.

El programa tiene diálogos en inglés, hebreo, árabe y ladino, está cargado de hermosas canciones de cuna en ladino, así como de deliciosas comidas sefardíes.

Todavía hay bastante material sin usar sobre la familia Ermosa en el libro de Sarit Yishai-Levi en el que se basa la serie, que concluye en la década de 1970; el programa también se desvía lo suficiente de los libros como para alimentar futuras historias.

La segunda temporada está programada para estrenarse a fines de 2022 y el rodaje comenzó en junio de este año en la ciudad de Safed. La serie verá el regreso de los familiares y excelentes miembros del elenco, incluido el maravilloso Michael Aloni (Gabriel), Hila Saada (Rosa) y Swell Ariel Or (Luna).

Seguir leyendo

Cultura

Adolescente israelí tocó la guitarra en un concierto de Coldplay ante 50.000 personas

La joven de 15 años fue elegida entre la multitud por la banda de rock y sorprendió al público con una actuación impecable.

Publicado

el

Por

musi

Agencia AJN.-  Una adolescente israelí fue invitada al escenario por el líder de Coldplay, Chris Martin, para tocar la guitarra ante 50.000 fans en un concierto en Bruselas (Bélgica). La joven de 15 años, llamada Gili, llegó al concierto con un gran cartel en el que pedía unirse a la banda en el escenario y, sorprendentemente, su sueño se hizo realidad.

Martin, al ver el cartel de la adolescente entre el público, la invitó a subir al escenario para interpretar la canción de la banda «Green Eyes», pidiendo a los fanáticos que «por favor, den la bienvenida a Gili, como una estrella del rock».

Gili fue recibida en el escenario con un cálido abrazo por la superestrella mundial, ante los aplausos de un repleto Estadio Rey Balduino.

 

Con los auriculares puestos y la guitarra en la mano, Gili parecía tranquila y serena mientras tocaba con confianza el éxito de Coldplay de 2002 «Green Eyes».

Coldplay también publicó una versión editada del vídeo en sus cuentas de redes sociales, que siguen millones de personas.

El concierto fue una de las paradas de la gira mundial «Music of the Spheres» de Coldplay, con conciertos en el Reino Unido, Europa, Sudamérica y Estados Unidos por delante.

 

Seguir leyendo

Más leídas

WhatsApp Suscribite al Whatsapp!