Seguinos en las redes

Innovación

Investigadores de la Universidad Hebrea crean tecnología para imprimir comida de una maquina 3D

Agencia AJN.- Dos investigadores de la Universidad Hebrea adirmaron que pronto podrán producir comidas usando nano-celulosa e impresoras 3D.

Publicada

el

hamburguesa

Agencia AJN.- Investigadores de la Yissum Research Development Company, la empresa de transferencia de tecnología de la Universidad Hebrea de Jerusalem, aseguraron que crearon una tecnología de impresión 3D que podrá producir comidas nutritivas, para usar en hogares, restaurantes e instituciones, utilizando nanocelulosa, una fibra natural y comestible sin calorías. Hasta el momento utlizaron su tecnología para «imprimir» masa, pero no una comida completa.

La tecnología se presentó por primera vez ayer en la conferencia 3D Printing and Beyond: Current and Future Trends en Hebrew University. Los investigadores esperan que sea la base para un producto en el mercado dentro de los próximos dos a cinco años.

La tecnología fue desarrollada por los profesores Oded Shoseyov e Ido Braslavsky, ambos de la Facultad de Agricultura, Alimentación y Medio Ambiente Robert H. Smith de la Universidad Hebrea.

Esta innovación e basa en dos elementos básicos: cartuchos que contienen los ingredientes de la comida, en forma de polvo o solución, y hardware que aplica calor y da forma a la materia. Los cartuchos contienen nanocelulosa cristalina como elemento central, junto con proteínas, carbohidratos, grasas, antioxidantes y vitaminas. Siguiendo las especificaciones individualizadas proporcionadas por el consumidor en una impresora 3D, la tecnología aplica calor localizado y da forma a la materia prima a través de láseres infrarrojos.

Creado a través de la extracción de celulosa, el biomaterial más abundante en la tierra, la nanocelulosa tiene una variedad de aplicaciones tecnológicas y biomédicas y es un mercado global en expansión. A diferencia del almidón, que se usa comúnmente en los alimentos para «unir» las comidas, la nanocelulosa no tiene calorías y es fácilmente degradable por las enzimas del cuerpo.

Shoseyov y Braslavsky investigaron la nanocelulosa durante años en los laboratorios de la Universidad Hebrea, publicando trabajos académicos y experimentando con métodos de extracción. Desarrollaron un método para la extracción de nanocelulosa cristalina (CNC), que allanó el camino para su proyecto actual.

CNC «tiene un valor calórico cero cuando es ingerido por humanos» y es saludable para el sistema digestivo. Suspendido en agua con otros elementos alimenticios, en forma de polvo o solución, en los cartuchos que utiliza la plataforma, el CNC une naturalmente la comida cuando el agua se elimina mediante calor, utilizando un láser infrarrojo y un calentamiento local que puede reproducir el efecto de hornear, freír y asar a la parrilla.

«La propiedad de unión [de la nanocelulosa] es esencial. Al controlar la cantidad de nanocelulosa y la cantidad de agua [en el cartucho] podemos determinar la textura de la comida», explicó Shoseyov. Este nivel de control, dicen, permitirá que su tecnología produzca alimentos, incluso hamburguesas, que tengan el sabor justo como deberían.

«Imprimir alimentos es una idea que ya existe. Estamos presentando una forma completamente nueva de formar esta comida», aseguró Braslavsky.

La solución puede servir a una variedad de mercados y poblaciones, incluidos los mercados sin gluten, vegetarianos y veganos, dietas hipocalóricas y dietas para personas con diabetes, para atletas y más, dijeron los investigadores.

Braslavsky detalló que el proceso de producción de alimentos que está desarrollando no está lejos de la preparación de alimentos en el hogar, utilizando ingredientes reales, ya que no se está diseñando teniendo en cuenta la vida útil, y reduciendo la necesidad de conservantes. La comida podrá parecerse a los favoritos personales, como una hamburguesa y papas fritas, y también permitirá a las personas experimentar con nuevas formas de alimentos.

Gran parte de la investigación para la plataforma fue posible gracias a una subvención de la Autoridad de Innovación de Israel. Yissum está actualmente en conversaciones con inversionistas para llevar la plataforma al mercado y solicitó una patente.

Los investigadores dijeron que esperan tener los primeros productos en restaurantes o instituciones dentro de dos o tres años, y en hogares dentro de cinco. «La capacidad de preparar, mezclar, formar y cocinar automáticamente alimentos personalizados en un solo dispositivo es un concepto verdaderamente revolucionario», contó el presidente y gerente general de Yissum, Yaron Daniely, en un comunicado.

«La idea es permitir el control total de las sustancias utilizadas, con el fin de crear comidas saludables y sabrosas que se puedan consumir de inmediato. Esto tiene el potencial de abordar una variedad de desafíos que enfrenta el campo de la nutrición, desde la demanda de alimentos personalizados para personas con enfermedades como celíacos o diabetes, hábitos nutricionales personales, como los vegetarianos, hasta abordar el problema de la falta de alimentos en los países en desarrollo», resaltó.

La conferencia de la Universidad Hebrea presentó una variedad de tecnologías e innovaciones de impresión 3D por parte de expertos israelíes e internacionales, tanto de la academia como de la industria. La conferencia estuvo organizada por el 3D & Functional Printing Center en la Hebrew University y en Yissum, con el apoyo de The Jerusalem Development Authority, The Ministry of Jerusalem Affairs y The Jerusalem Municipality.

Dejá tu comentario

Innovación

Facebook inaugurará un nuevo espacio para startups en Tel Aviv

Agencia AJN.- La directora de operaciones de Facebook, Sheryl Sandberg, estará presente en la ceremonia de inauguración.

Publicado

el

Por

facebook

Agencia AJN.- La directora de operaciones de Facebook, Sheryl Sandberg, estará presente en la ceremonia de inauguración de un nuevo espacio para empresas y startups, llamado Playground, en Tel Aviv durante agosto.

Playground, ubicado dentro de las instalaciones de Facebook en Rothschild Boulevard, será un espacio dedicado a nuevas empresas, desarrolladores, comunidades que utilizan la plataforma, artistas y empresas, dijo la compañía en un comunicado. El espacio acogerá eventos y programas de capacitación.

La inauguración se llevará a cabo junto con el lanzamiento de un programa establecido por Facebook, para ayudar a las empresas en el negocio de tecnología de consumo, según publicó Times of Israel.

Cada año se elegirán 13 startups para participar en las cuatro vías del programa: gestión de productos, marketing, administración y desarrollo de tecnología, según el comunicado. Cada ciclo durará unos cuatro meses.

Las nuevas empresas seleccionadas serán asesoradas y seguidas por los empleados de Facebook en Israel y en el extranjero, así como por los actores clave en el sector de la tecnología.

Facebook ya ha seleccionado las compañías para su primer grupo: Modli, EquityBee, Lumen, Elemento, Shookit y Venn.

Seguir leyendo

Innovación

La NASA utilizará la tecnología espacial israelí para viajes a la luna

Agencia AJN.- Firefly, la firma aeroespacial de Texas, usará la tecnología Beresheet Lander de SpaceIL para las misiones lunares de la NASA.

Publicado

el

Por

beresheet selfie luna

Agencia AJN.- La nave espacial israelí Beresheet se estrelló contra la luna, pero su diseño innovador y su tecnología servirán de base para futuras misiones lunares lanzadas por la compañía aeroespacial de Texas, Firefly Aerospace.

Firefly está preparada para aprovechar el esfuerzo de Beresheet y crear un nuevo vehículo de aterrizaje lunar basado en los planos de la nave israelí como parte de un programa de la NASA para entregar cargas científicas a la superficie de la luna.

Firefly fue una de las nueve empresas seleccionadas por la NASA para participar en los servicios comerciales de carga lunar (CLPS).

La NASA reveló que el programa es «uno de los primeros pasos hacia el estudio científico a largo plazo y la exploración humana de la Luna y, finalmente, de Marte».

Beresheet inició en 2011 participando en la competencia Google Lunar X Prize, un concurso internacional que desafió a los ingenieros del mundo a crear y enviar una nave al espacio. SpaceIL, una organización sin fines de lucro, se asoció con las Industrias Aeroespaciales de Israel (IAI) para diseñar y construir la nave espacial. El concurso finalizó el 31 de marzo de 2018 y el premio de 20 millones de dólares no fue reclamado, SpaceIL decidió impulsar y lanzar un módulo de aterrizaje que llegó a ser conocido como Beresheet.

Esta semana, IAI anunció que firmó un acuerdo de Propiedad Intelectual y Soporte de Ingeniería con Firefly para la tecnología basada en su aterrizaje lunar Beresheet.

El CEO de Firefly, Tom Markusic, explicó que la compañía estaba emocionada de asociarse con IAI para diseñar una misión científica lunar completa para la iniciativa CLPS de la NASA.

«La cultura de innovación de ingeniería y visión audaz del IAI hacen de nuestra asociación una solución perfecta para los Estados Unidos cuando la nación se da cuenta de volver a la luna», aseguró Markusic. «Al tener acceso a la tecnología de aterrizaje lunar probada en vuelo y la experiencia de los ingenieros del IAI, Firefly está bien posicionada en el mercado lunar».

Beresheet se lanzó con éxito el 22 de febrero, montando a cuestas en un cohete SpaceX Falcon 9. Orbitó la Tierra y luego la Luna, recorriendo 6,5 millones de kilómetros antes de intentar su aterrizaje. Los datos iniciales sugirieron que, a solo unos metros de la superficie lunar, una falla técnica desencadenó una cadena de eventos que causaron el mal funcionamiento del motor principal de la nave, lo que hizo imposible detener la velocidad de Beresheet. Beresheet superó el problema al reiniciar el motor, pero era demasiado tarde y la nave se estrelló contra la luna.

La misión rompió las esperanzas de Israel de convertirse en el cuarto país del mundo (después de Rusia, China y los Estados Unidso) de completar un aterrizaje controlado en la luna. Beresheet también fue la nave espacial más pequeña jamás construida y viajó la mayor distancia a la Luna.

Después del accidente, SpaceIL prometió lanzar una segunda nave espacial a la luna, pero desecharon el plan a fines del mes pasado para centrarse en «otro objetivo importante», aún desconocido.

Seguir leyendo

Más leídas

WhatsApp Suscribite al Whatsapp!